Mundo Cooperativo, Suplementos

EDITORIAL

Empresas recuperadas y cooperativas: disputa del trabajo en tiempos globalizados


Juan Aguzzi/ Juan Pablo Sarkissian

La disputa en el ámbito del trabajo en las sociedades capitalistas se ha desplazado desde el salario como único medio de obtener bienes a una situación donde ese salario tiende a desaparecer por el cierre sistemático de empresas y la expulsión de los trabajadores. El mundo globalizado y las prácticas neoliberales lo imponen de ese modo y ha sido sólo la resistencia de los trabajadores –junto a algunas organizaciones gremiales y sociales– las que han generado otras instancias. Entre las más visibles se encuentran las empresas recuperadas y el trabajo autogestionario que produce esa dinámica. En los últimos años, la clase trabajadora argentina generó un sinnúmero de experiencias de ese tipo. Se parte desde lo micro económico para perseguir el bienestar colectivo y se revalorizan las relaciones de trabajo y apropiación comunitaria. Los valores y metodologías con que se desarrollan esas experiencias y la construcción económico-social como estrategia abren una instancia política para enfrentar los embates del libre mercado, las nuevas modalidades de relación en el empleo y la feroz concentración del capital que privilegia cada vez más el trabajo esclavo o lo suprime directamente. La exclusión de los trabajadores es una necesidad sistémica ligada a las estructuras económicas actuales con la consiguiente acumulación de capital. De esa forma establecen otra matriz productiva, de apropiación de recursos y de degradación de derechos y niveles salariales de los trabajadores, una premisa que responde al esquema de un mundo globalizado con sus propias reglas de producción y consumo. La forma de responder entonces es desde los emprendimientos autogestionarios implementados por sectores que quedaban excluidos a partir del cierre de una gran cantidad de empresas como consecuencia del proceso desindustrializador que en Argentina se viene dando desde los años 90 pero que en este 2019, bajo la gestión del gobierno de Cambiemos, se agudizó generando índices de desocupación escalofriantes. Es por eso que en este número 3 del Suplemento Mutual y Cooperativo se abordan cuestiones medulares de estos procesos de recuperación de empresas fuertemente ligadas con las acciones que llevan adelante las organizaciones de la Economía Social, Solidaria y Popular. Entre ellas las de un análisis de situación sobre la Ley provincial Nº 13.710 de protección y apoyo a las empresas recuperadas por sus trabajadores, impulsada por el diputado provincial Joaquín Blanco que, a dos años de su sanción, todavía no ha sido reglamentada; y una lectura del libro-manual Carta del trabajador autogestionario, con diversos textos compilados por Mario S. Shujman, director de un proyecto interdisciplinario que derivó en esta publicación y que propone la construcción de un marco jurídico apropiado para las cooperativas de trabajo asociado, partiendo de la idea de que el quehacer autogestionario no es trabajo dependiente ni trabajo autónomo. Se cuenta, además, una nueva historia cooperativa, esta vez de la Fábrica Cultural D7, una usina de producción de intensa práctica cooperativa.

Comentarios