Coronavirus, Mundo

Sostenía la inmunidad colectiva

Empeoró la salud del primer ministro Boris Johnson y fue trasladado a una sala de terapia intensiva

Johnson, de 55 años de edad, contrajo coronavirus hace 11 días y fue ingresado en el hospital londinense de St Thomas este domingo por la noche ante los síntomas “persistentes”. El ministro de Exteriores, Dominic Raab, asumió las funciones al frente del gobierno británico


El primer ministro británico, Boris Johnson, fue trasladado a la unidad de cuidados intensivos al haber empeorado su estado de salud por coronavirus, informó este lunes un portavoz de Downing Street.

Johnson, de 55 años de edad, contrajo coronavirus hace 11 días y fue ingresado en el hospital londinense de St Thomas este domingo por la noche ante los síntomas “persistentes” que presentaba.

“Durante esta tarde (por este lunes), el estado del primer ministro ha empeorado y, bajo las recomendaciones de su equipo médico, ha sido ingresado en la unidad de cuidados intensivos del hospital”, señaló su portavoz en un comunicado.

El jefe del Gobierno británico ha sido trasladado a la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) del centro médico, ubicado cerca del Parlamento británico.

Downing Street subraya que Johnson se encuentra consciente y ha pedido al ministro de Exteriores, Dominic Raab, que ejerza sus funciones cuando sea necesario, responsabilidad que finalmente asumió este mismo lunes.

En una rueda de prensa, Raab aseguró este lunes que no ha hablado con Johnson desde el fin de semana. El jefe de la diplomacia británica presidió este lunes la reunión diaria para coordinar la respuesta a la pandemia.

“El primer ministro está recibiendo una atención excelente. Gracias a todo el personal del sistema público de salud por su duro trabajo y dedicación”, agregó el portavoz de Johnson.

El pasado 27 de marzo, el líder conservador dio positivo de covid-19. La forma en que había confrontado la epidemia en un primer momento, buscando el contagio masivo de la población, para lograr una “inmunidad colectiva”, fue muy criticada. Cuando ya era tarde, cambió de estrategia y empezó a tomar lentamente medidas para contener el avance del mal.

La última vez que Johnson apareció en público, muy brevemente, fue el jueves pasado a la puerta de Downing Street, aplaudiendo al personal sanitario. Desde su confinamiento había lanzado mensajes al país en tres videos, en los que presentaba bastante mal aspecto. En el del pasado viernes,  Johnson manifestó  que se encontraba mejor, aunque seguía teniendo fiebre.

Además de Johnson, están contagiados el ministro de Sanidad, el de Defensa y el de Escocia, así como el asesor médico del gobierno y el principal asesor del primer ministro. Incluso la novia de Johnson, Carrie Symonds, de 32 años, que está embarazada, resultó contagiada, aunque después de pasar una semana enferma, está mejor, como ella misma contó.

En el Reino Unido se han registrado hasta este lunes 4.903 muertos por Covid-19, tras un aumento de 621 víctimas mortales anteayer, y los contagios totales confirmados superan los 47.000, tras casi 200.000 test realizados.

Comentarios