Edición Impresa, El Hincha

Impresionante recorrido

El rosarino Cantón, un trotamundos del básquet

El rosarino acordó su regreso a Bahía Basket tras cerrar su muy buena campaña en Nacional de Montevideo.


A los 31 años, el básquet llevó a Omar Cantón por las ligas de seis países (Argentina, España, Chile, Brasil, Colombia y Uruguay) y ayer se hizo oficial su contratación en Bahía Basket, elenco con el que retornará a la Liga A tras su último paso por Nacional de Montevideo en el Metropolitano de Uruguay. El rosarino vestirá su 21ª camiseta entre elencos profesionales y los pasos por Málaga en la Liga de Verano y su etapa de reclutado en Ferro. A lo largo de su carrera pasó por todas las categorías del básquet nacional, con momentos de alegría y otros duros.

“Arranqué de grande, a los 15 años en Sportmen y de casualidad, para hacer algo en el verano. En argentina se vivía esa fiebre de la NBA, todos juntábamos los banderines que se cambiaban por tapitas de gaseosas. Recuerdo que fui con Darío Fortuño a preguntar si podíamos entrenar y así arrancamos, yo con el plus de que ya media casi dos metros”, contó Cantón desde Montevideo. El básquet lo llevó a un largo recorrido: “Ya había jugado en España, pero en 2012 surgió la posibilidad de ir a Leones de Chile como extranjero, algo raro porque casi siempre llevan estadounidenses. Al hacerlo bien se me abrió el mercado del exterior. No es nada fácil ya que como ficha extranjera estás obligado a jugar bien siempre”. Obviamente no todo es básquet: “Tuve la suerte de recorrer y conocer mucho. No es lo mismo ir de vacaciones a un lugar que vivir ahí por unos meses, te metes en la cultura y compartís de todo con la gente. Tuve la suerte de encontrar personas excelentes que te facilitan las cosas, y ya no me llevo por etiquetas, tanto en Chile como en Brasil, Uruguay o Colombia encontré gente muy educada y con un buen concepto sobre los argentinos”.

“La pase bien en varios equipos, tuve la suerte de encontrarme con grandes grupos humanos, pero este último año en Echagüe fue especial, se armo un grupo increíble”, resaltó el pivot, quien guarda las camisetas como recuerdo familiar y no son pocas.

Al momento de los recuerdos gratos, el rosarino eligió dos: “En Belgrano en 2006 nos llevábamos tan bien que terminada la Liga nos fuimos todos juntos de vacaciones a Mendoza; y jugando en Regatas con Gaby Domínguez, tres veces por semana cuando volvíamos de entrenar aprovechábamos y nos quedábamos a pescar en Fighiera”.

Cantón va ahora por el desafío el la A: “Tuve la suerte de jugar buenas ligas, pero no siempre la suerte me acompañó. Ante esta posibilidad, sólo pienso en disfrutar y hacer las cosas bien, escuchar y aprender de los que me rodean y dejar que las cosas se den como se tengan que dar”.

Si te gustó esta nota, compartila

Comentarios