Mundo

Abatieron al agresor

El Isis se atribuyó un ataque en Francia con tres muertos

Al menos tres personas murieron y otras 16 resultaron heridas este viernes en el sur de Francia en un atentado reivindicado por el grupo Estado Islámico y perpetrado por un hombre que fue abatido por las fuerzas de seguridad tras atrincherarse durante varias horas en un supermercado.


"Nuestro país sufrió un ataque terrorista islamista", declaró el viernes el presidente francés, Macron.

Un miembro del grupo terrorista Estado Islámico (Isis, por sus siglas en inglés) mató este viernes a tres personas e hirió gravemente a dos más en un raid que incluyó dos tiroteos y una toma de rehenes en el sur de Francia, antes de ser muerto por la policía. Se trató del ataque yihadista más grave en el país desde la asunción del presidente Emmnauel Macron, el año pasado. El Isis se atribuyó el ataque mediante un comunicado de la agencia de noticias Amaq, vinculada al grupo radical islámico.

“Nuestro país sufrió un ataque terrorista islamista”, declaró el viernes por la tarde el presidente francés, Emmanuel Macron.

El atacante, un inmigrante marroquí de 26 años con antecedentes de delitos menores y radicalización islamista, fue muerto a tiros por policías luego de perpetrar tres ataques separados en las sureñas ciudades francesas de Trebes y Carcassonne, informó este viernes el ministro del Interior, Gérard Collomb.

El hombre primero robó un auto en Carcassonne y mató al acompañante e hirió de gravedad al conductor, antes de abrir fuego contra un grupo de policías que volvía de hacer ejercicios a las afueras de la ciudad, hiriendo en el hombro a uno de ellos, agregó Collomb a periodistas en Trebes.

Unos 15 minutos más tarde, llegó con el vehículo a un supermercado de la tranquila localidad de Trebes y se atrincheró en su interior durante más de tres horas con varios rehenes, a dos de los cuales asesinó, dijo Collomb, que no quiso identificar a las víctimas.

Collomb agregó que, durante la negociación con la policía mientras permanecía en el supermercado, exigió la liberación de Salah Abdeslam, un yihadista preso en Francia y único atacante que sobrevivió a los atentados del Isis de 2015 en París, que dejaron 130 muertos.

La policía dijo que rastreó el auto desde el cual se abrió fuego contra los policías y lo encontró en el estacionamiento del supermercado.

Testigos dijeron que entró al supermercado armado con cuchillos, un arma de puño y granadas, y que gritó “soy un soldado de Dáesh”, uno de los nombres con los que se conoce al Isis, y “Allahu Akbar”, o “Alá es el más grande”, informó Le Parisien.

Los hechos ocurrieron cuando Francia está en alerta máxima luego de una serie de atentados yihadistas desde 2015, que comenzó en enero de ese año con un ataque a las oficinas de la revista satírica Charlie Hebdo, que dejó 12 muertos y también el ataque a un supermercado judío que dejó otros 20 muertos.

Meses más tarde, yihadistas del Isis mataron a 130 personas en París en noviembre de 2015 al atacar con armas largas bares, restaurantes y la sala de concierto Bataclán, además del estadio de fútbol de Saint Denis, a las afuera de la capital.

En julio de 2016, en otro ataque reivindicado por el Isis, un hombre a bordo de un camión atropelló a una multitud en la sureña ciudad de Niza y mató a 84 personas cuando el país celebraba el día de la Bastilla.

Desde el ataque a la revista Charlie Hebdo, que sacudió al mundo entero, Francia sufrió 17 atentados de diversa magnitud, algunos coordinados, que se cobraron casi 250 vidas.

Si te gustó esta nota, compartila