Edición Impresa, Política

Deuda externa

El gobierno tomó deuda por u$s 16.500 millones, al 7,2%

La tasa promedio anual resultó levemente inferior a la esperada, y las ofertas de inversores superaron los u$s 69 mil millones.


El ministro de Hacienda y Finanzas, Alfonso Prat Gay, anunció ayer que la Argentina colocó bonos por 16.500 millones de dólares, que en parte se usarán para cancelar deuda y salir del default el viernes próximo. El gobierno recibió ofertas por 69.000 millones de dólares, pero sólo aceptó el 23,9 por ciento del total, mientras la tasa promedio fue del 7,2 por ciento –algo inferior a la esperada por el mercado que rondaba el 8,5%–, a plazos de 3, 5, 10 y 30 años.

Así, el país volvió a los mercados globales de deuda tras una prolongada ausencia producto del default declarado en diciembre de 2001, y espera usar el financiamiento para cumplir con pagos comprometidos para este viernes ante la Justicia de Nueva York, además de encarar obras de infraestructura y financiar gastos corrientes. “Es la colocación más grande en la historia de la Argentina y la comisión mas baja, del 0,18 por ciento”, destacó Prat Gay en conferencia de prensa, y subrayó: “Nos ahorramos cuatro puntos de tasa de interés”.

“No hay ningún riesgo de litigio ni de juicio en Nueva York, y esta es una diferencia con los canjes de 2005 y 2010”, aclaró, y precisó que la Argentina recibió ofertas por 69.000 millones de dólares. Además, señaló que si bien los plazos de los títulos emitidos son 3, 5, 10 y 30, los tramos que más se tomaron fueron los largos.

El ministro precisó que unos 9.300 millones de dólares serán destinados al pago de fondos buitre y holdouts y señaló que el monto implica una quita del 40% de la deuda que estaba en litigio. “Salimos del default de 2001, pero también del de 2014, del kirchnerismo, ya que no se pudieron pagar los títulos emitidos tras las renegociaciones de 2005 y 2010.

El acceso al crédito nos permite evitar el ajuste fiscal” dijo y agregó: “El país no puede crecer aislado”.

Prat Gay dijo que el gobierno “lo que hizo fue ordenar el desorden que recibió para que Argentina pueda volver a crecer”. Destacó que el acuerdo con los holdouts “no es para quedar bien con el exterior, sino para que los argentinos tengan empleo digno y para que los empresarios vuelvan a invertir”. Remarcó que la Argentina está en “el final de un camino tenebroso y en el inicio de un camino auspicioso”, al cerrar el conflicto con los fondos buitre. Dijo que Argentina “está conectada al mundo con acceso al crédito”, y amplió: “Queda cerrada la cuestión en las Cortes de Nueva York”. Recordó que la Justicia norteamericana había pedido que el país cumpliera con dos condiciones y una vez efectivizadas, “no hay impedimento para que la Argentina pueda acceder al mercado”.

“Estamos esperando que aparezcan otros inversores que no estaban en Nueva York, pero para quienes la oferta está abierta”, puntualizó el funcionario en una conferencia de prensa, en relación a la posibilidad de que se sumen al acuerdo otros grupos de holdouts.  Indicó que la oferta implica “el capital original más un 50%”, por lo cual, consideró, “el costo financiero que tuvo para la Argentina es de menos del 3% anual”.

“Queda abierta la cuestión de los bonistas que entraron al canje y que hace dos años no cobran”, finalizó el ministro.

Macri a la Fragata: “Pueden zarpar tranquilos”

El presidente Mauricio Macri saludó ayer a los guardiamarinas que iniciarán el cuadragésimo quinto viaje de la Fragata Libertad y les aseguró que “pueden zarpar tranquilos”, sin temor a posibles embargos como ocurrió en 2012 ante el bloqueo judicial del pago a acreedores. “Es triste recordar lo que nos pasó en 2012 cuando otros jóvenes llenos de ilusión se vieron envueltos en un episodio lamentable cuando detuvieron la Fragata en Ghana”, destacó Macri al encabezar el acto en el buque escuela. El jefe del Estado les pidió a los jóvenes que sean “portadores” del mensaje de lo que es la Argentina ahora, dejando atrás “el descrédito de estar en default” y “el aislamiento del mundo”.

Comentarios