Ciudad

Daños al humedal y la salud

El fuego en las islas no cesa: “Hay tres focos grandes frente a Rosario, es uno de los peores días”

El secretario de Protección Civil de Santa Fe trazó un panorama grave. "No puedo decir con precisión cuánto tiempo llevará extinguirlos", admitió el funcionario sobre los renovados incendios en las islas. Relativizó sin descartar el origen mayoritariamente intencional de los actuales fuegos


Foto: Alejandro Guerrero.

Se siente el olor a quemado y el humo afecta la vista y los pulmones en Rosario. Las quemas de pastizales en las islas entrerrianas frente a la ciudad, aunque extendidos en una gran franja que va desde Florencia, sobre el extremo norte de la provincia en el departamento General Obligado, hasta Villa Constitución hacia el sur, no cesan y no pueden ser contenidos pese al incremento de personal y dispositivos provinciales y nacionales.  “Los incendios que tenemos en todos lados son realmente terribles. Hay incendio de islas, de banquinas y de campos”, lamentó Gabriel Gasparutti, secretario de Protección Civil de Santa Fe.

La Defensoría de Santa Fe le pidió a la Corte de Justicia nacional intervención por las islas

“Hay tres focos grandes frente a Rosario. No puedo decir con precisión cuánto tiempo llevará extinguirlos”, admitió el funcionario. Lejos de apaciguarse, y ajenos a las acciones judiciales iniciadas para dar con los responsables de los focos, el fuego avanza. “Probablemente estamos en uno de los peores días de incendios”, describió gasparutti este jueves ante una consulta de Lt8.


Las condiciones de los humedales, con la persistente bajante del río Paraná y las pocas lluvias, empeoran el cuadro. La “sequía es tremenda y hay un muy bajo nivel de humedad, con un poquito de temperatura se producen estos incendios”, intentó una explicación el secretario de Protección Civil. Dejó entrever que se combinan causas naturales con humanas. Y agregó: “No voy a negar que es probable que haya incendios intencionales, pero verificar eso le corresponde a la provincia de Entre Ríos”, explicó.

Gasparutti relativizó el origen intencional de los focos, sin negar su posibilidad. “Hay una combinación de factores. Donde había agua, en los bañados, ahora hay material combustible que se enciende rápidamente con poco de temperatura. Hay fuego subterráneo. La acumulación de sedimentos puede generar incendios. No puedo demostrar que haya intención, que podría haberla, pero serían muy adentro de las islas. Lo único que podemos hacer es mitigarlos”, contextualizó.

Despliegue caro, e insuficiente


La situación afecta el reservorio ecológico del Delta, fuente de biodiversidad relevante, y la salud no sólo de los rosarinos, por el humo que invade la atmósfera justo cuando la pandemia de covid-19 obliga a cuidar el sistema respiratorio. También complica a los Estados por las erogaciones necesarias para aplacar las llamas. “Tenemos recursos aéreos que son muy costosos. La vez pasada tuvimos gastos por 12 millones de pesos diarios. Seguiremos trabajando para atacar el fuego. Hasta anoche (por la de este miércoles), teníamos tres focos importantes, que están geolocalizados.

Brigadistas del Servicio Nacional de Manejo del Fuego (SNMF), bomberos de la provincia Santa Fe y de la Policía Federal trabajan en las zonas de islas. El Ministerio de Seguridad de la Nación desplegó este miércoles cinco aviones –cuatro hidrantes y uno observador– y un helicóptero con helibalde de la Policía Federal que permite también el traslado de personal.


Más de 30 brigadistas y bomberos del SNMF y de la provincia de Santa Fe trabajan en la extinción de los focos ígneos. Todo se complica por el cumplimiento de los prpotocolos de prevención por la pandemia, que obliga a elegir personal de zonas sin circulación del virus y no mezclar brigadas de diferentes jurisdicciones.

Los recursos nacionales y provinciales –también participa personal de Entre Ríos– se concentran en tres focos ubicados frente a Rosario, Pueblo Esther y Villa Constitución, indicó a la agencia nacional de noticias Télam el Ministerio de Seguridad de la Nación.

La Dirección Nacional de Operaciones de Protección Civil facilitó el soporte para las comunicaciones operativas que permiten coordinar las acciones desde un Centro de Operaciones de Emergencias.

Fotos: Franco Trovato Fuoco

Comentarios