Ciudad

Traeme la copla

El cumbiero que sueña con cantarle personalmente a Messi

"Agusto Salina y la banda del crack" es un grupo de cumbia que rinde homenaje al 10 de la Selección. El cantante confiesa que toda su vida está marcada por el astro rosarino del Barcelona.


“Mi interior está programado, sobre mi mente guardaré, seguro que lograremos el resultado esperado. Sobre la cancha y el césped, la pelota irá rodando junto al mejor Lio Messi, su gol todos festejamos. Mi desafío llega Lionel y la Copa a la Argentina llevaré. Piensa en ti mismo y vas a triunfar, es la copa que deseo en este Mundial”. Así reza la letra de la canción “Vamos por la Copa” que compuso Augusto Salina, cantante del grupo de música tropical ‘La Banda del Crack’, en homenaje a Lionel Messi.

Augusto es rosarino, tiene 32 años, se crió en barrio Acindar y es el líder de la banda de cumbia. “Cuando era chico jugaba al fútbol en el Club Infantil Oriental, de Buenos Aires y Arijón, zona sur. Messi ya la rompía en Newell’s y mi primo jugaba con él. Éramos todo del mismo barrio y en ese momento pasábamos todo el día con la pelota”, recordó el cantante de la Banda del Crack.

A Salina desde su infancia le gusta la cumbia santafesina, en particular Los Palmeras y Los Lirios. El cantante asegura que su despojo de vergüenza y también su simpatía fueron fundamentales para arrancar su carrera. “A los tres años imitaba al cantante dominicano Juan Luis Guerra. Después canté folclore y cuando arranqué con la cumbia no paré”.

El cantante rememora que su diversión cuando era chico era armar bandas de cumbia en barrio. “La timbaleta, es decir los bombos con platillos, la hacíamos con tarros de pinturas y baldes. El güiro lo imitábamos con un rayador y usaba un micrófono de madera para cantar. Así recorrimos muchas terrazas y patios de Acindar”, contó.

Augusto tomó su carrera seriamente cuando terminó la secundaria en la escuela Luis María Drago, de zona sur, que quedaba a pocas cuadras de la casa de la familia Messi. “Siempre quise dedicarle una canción a Lio y pensaba que nadie le había compuesto una. Quería hacerle un homenaje. Nos costó por ser un ídolo de semejante magnitud”, explicó Augusto.

“El primo de Antonela (esposa de Messi) es amigo mío y a través de él le hice llegar el disco con su canción  para que lo escuche toda la selección argentina. Uno de mis deseos es cantarle su tema personalmente”, confesó el joven artista.

Augusto contó que el día del casamiento de Lio y Antonela, el pasado 30 de junio en el casino City Center, cantó durante 14 horas consecutivas en la puerta del lugar la canción que le dedicó al astro del fútbol.

“Después de ese día salí al aire en muchos lugares del país: canales de televisión y radios, entre otros medios de comunicación. Ahí me empezaron a conocer públicamente”, explicó Augusto.

El artista contó que hizo temporadas en Brasil y Uruguay, y confesó que le llegan muchas propuestas desde que se hizo famoso por el hit que le dedicó a Messi. “Muchos de los que jugaron al fútbol conmigo y llegaron a jugar en primera división, me llevaron a cantar a sus fiestas de casamiento y a cumpleaños de 15”, rememoró.

Además de dedicarse a la música, Augusto es vendedor de licores, pero su sueño es vivir de la pasión que lleva en la sangre: la música.

Con un traje colorado que lo caracteriza, su camisa negra y su peinado a la gomina, Augusto prometió que si la selección argentina trae la copa desde Rusia irá al Monumento a la Bandera y al Obelisco, en Buenos Aires, a cantar toda la noche, el tema “Vamos por la Copa”. Esa canción de aquellos años que compartieron de pibes: de fiestas de cumpleaños y de picaditos en los potreros de zona sur con el crack del fútbol rosarino: Lionel Messi.

 

Si te gustó esta nota, compartila

Comentarios