Edición Impresa, Policiales

Condenado

Dura pena para Milton César

Le dieron 4 años y medio de cárcel por amenazas y portación de arma.


Milton César fue sentenciado ayer a 4 años y 6 meses de prisión por amenazas calificadas y portación ilegal de arma de guerra por un hecho ocurrido en abril pasado en barrio Tablada. A pesar de que desde hace unos años el nombre del muchacho de 23 años oriundo de la zona sur se hizo repetido en las crónicas policiales, ésta es su primera condena. Tras la última jornada del juicio, la defensa indicó que analizará los pasos a seguir el 11 de este mes, cuando se den a conocer los fundamentos de la sentencia.

El hecho por el que fue juzgado ocurrió el 13 de abril del año pasado, cuando Débora Soledad R. paró a personal de Gendarmería y denunció que César la había amenazado: fue detenido por cuatro gendarmes en Presidente Quintana al 100 bis y de un pasillo los uniformados se incautaron de una pistola 9 milímetros.

El juicio oral que culminó ayer comenzó el 24 de febrero pasado y estuvo presidido por el magistrado Gonzalo López Quintana, con Fernando Dalmau como fiscal y Leopoldo Monteil como defensor. En las audiencias declararon los cuatro gendarmes; la víctima, quien reconoció ante el magistrado tener una enemistad con el acusado; dos testigos que fueron llamados cuando se incautó el arma, y un testigo por parte de la defensa que señaló a la víctima como la dueña de un búnker de drogas. En la tercera jornada del juicio, Débora R. declaró que Milton tenía una cuenta de Facebook y que la usaba para amenazarla desde su lugar detención. Ese mismo 26 de febrero pasado, el fiscal ordenó una requisa en el pabellón de la cárcel de Piñero donde está alojado el César y se incautaron seis celulares, los cuales serán peritados para corroborar los dichos de la mujer. En su alegato, el fiscal dijo el hallazgo de los teléfonos no iba a cambiar la pena solicitada: 6 años de prisión.

Por su parte, la defensa hizo hincapié en las dudas que dejaron las declaraciones del personal de la fuerza federal sobre la recolección del arma de fuego; cuestionó que la persona que habló en un informe televisivo haya sido la víctima, e insistió en que la pena solicitada por el fiscal era desproporcionada, por lo que pidió el mínimo de condena. En ese marco, el magistrado resolvió condenar a 4 años y seis meses de prisión a Milton César por portación de arma de guerra y amenazas calificadas por el uso de arma.

La causa y las vinculaciones

En 2011, Milton César quedó detenido acusado de participar en el asalto que sufrió el entonces ministro de Justicia, Héctor Superti. Luego fue desvinculado. En mayo de 2013, su nombre comenzó a trascender en las crónicas policiales como sospechoso de ser uno de los sicarios que ejecutaron a Claudio “Pájaro” Cantero. Dos días después del crimen del jefe de la banda de Los Monos, y en lo que se considera fue una venganza por esta muerte, la camioneta donde iban su madre con su pareja, tres hermanos y un amigo fue acribillada a balazos en plena tarde por cuatro motociclistas en Francia y Acevedo.

Producto la balacera, su amigo Marcelo Alomar y su hermano Nahuel murieron en el lugar, mientras que su madre, Norma, agonizó algunos meses. César fue desvinculado de la causa Cantero y recuperó la libertad.

En octubre de 2013, César se presentó en la seccional 16ª en defensa de dos amigos que habían sido detenidos sospechados por un robo. Según la versión que aportaron los uniformados, hubo insultos por parte del muchacho, quien se fue en su vehículo. Esto derivó en una persecución que duró algunas cuadras. Al ser interceptado, se secuestró en el auto un arma calibre 22: terminó detenido y procesado.

César recuperó la libertad a principios de abril de 2013 y volvió a caer días después por la acusación que ahora se transformó en condena.

Comentarios