Policiales

Violencia sin fin

Dupla en moto lo persiguió a los tiros y lo ejecutó en la puerta del Centro de Salud El Mangrullo

El muchacho, de 20 años, recibió una decena de balazos por parte de gatilleros que lo emboscaron en un pasillo y lo acribillaron en la puerta del dispensario en El Mangrullo al 5100. Pesquisas dieron a conocer la identidad de la víctima e informaron que también buscan a una mujer por su participación en el crimen


El pasillo de la cortada El Mangrullo donde fue emboscada la víctima. Foto: Juan José García.

Un joven, de 20 años, fue acribillado de 10 balazos este viernes en plena tarde por parte de una dupla en moto que comenzó a perseguirlo a los tiros en un pasillo que está a metros del Centro de Salud El Mangrullo, ubicado en la cortada homónima al 5100. La víctima corrió ya herida e intentó refugiarse en el dispensario, pero al llegar a la puerta los homicidas lo remataron. Desde el Ministerio Público de la Acusación (MPA) informaron que además de los atacantes, también buscan a una mujer que está sindicada como partícipe en el crimen.

De acuerdo con voceros policiales, el brutal ataque se cometió este viernes alrededor de las 15 cuando la víctima, identificada como Marcos Joel Aranda, fue perseguida desde un humilde pasillo de la zona y acribillada por la dupla de gatilleros en la puerta del Centro de Salud, de la cortada El Mangrullo al 5100.

Fuentes del caso indicaron que el muchacho presentaba, según un examen preliminar, unos ocho impactos, por lo que falleció casi en el acto. Con el correr de las horas, esta información fue actualizada y los investigadores contaron que fueron 10 las heridas de arma de fuego que había sufrido Aranda.

El personal de Comando Radioeléctrico y de la Policía de Acción Táctica (PAT) resguardaron la escena hasta la llegada  de la fiscal de la Unidad de Homicidios Dolosos Marisol Fabbro y el personal de la Policía de Investigaciones (PDI).

En ese marco, los pesquisas recolectaron nueve vainas servidas calibre 9 milímetros en la escena, las cuales fueron enviadas para peritajes.

A su vez, de las primeras declaraciones que los uniformados tomaron a posibles testigos se conoció que junto a los dos atacantes había una tercera persona, que resultó ser una mujer, por lo que la fiscal ordenó tareas para identificar al trío homicida.

 

Comentarios