Edición Impresa, Policiales

Empalme Graneros

Dúo atrevido: robo, tiroteo, choque y fuga

Asaltantes sorprendieron ayer por la mañana al dueño de una empresa de fletes de French y Fraga.


Una persecución de película se desató ayer por la mañana en el noroeste de la ciudad tras el robo de más de 150 mil pesos a una empresa de fletes, en Empalme Graneros. El operativo para capturar a los ladrones terminó con una oficial herida de una contusión producto de un impacto de bala y otra mujer policía con traumatismos tras el choque del patrullero en el que viajaba, además del fracaso en la detención de los ladrones. Los investigadores, realizaron, al cierre de esta edición, un allanamiento en la casa de uno de los supuestos ladrones y también pudieron identificar a su cómplice.

Según lo informado por voceros policiales, ayer a media mañana dos hombres llegaron a la empresa ubicada en French y Fraga fingiendo pedir información sobre un flete. Una vez adentro, redujeron a su dueño, identificado como Ariel Z., de 47 años, y lo obligaron a entrar a la casa, donde el hombre tenía guardada una suma superior a los 150 mil pesos.

Falso cliente

“Vinieron dos hombres a las 10, me pidieron un precio por un flete y un teléfono; no les cerré la puerta por respeto y cuando volví para darles una tarjeta ya los tenía adentro”, contó Ariel ayer a medios televisivos: “Me dieron un culatazo que me dejó mareado; me llevaron al dormitorio y me pedían la plata”, detalló el dueño de la empresa, quien consideró que los ladrones tenían datos concretos de la existencia de sus ahorros.

“Era una plata que teníamos ahorrada para solventar los gastos de los camiones y para darles a los clientes la posibilidad de pagarnos a 30 días. Ahora sonamos”, explicó.

Mientras cometían el robo, en la planta alta de la vivienda, Miguel, el hijo de 20 años, escuchó lo que pasaba, se escapó por una ventana y llamó a la Policía desde la casa de un vecino.

Después de tomar el dinero, los ladrones salieron a la calle y se subieron a una Fiat Fiorino. En ese mismo momento, pasó por el lugar un móvil del Comando Radioeléctrico y comenzó la persecución. A la altura de Provincias Unidas y French, los asaltantes frenaron el utilitario, se bajaron y comenzaron un tiroteo con los uniformados. Dos balas impactaron en el móvil policial y una de ellas atravesó la puerta e hirió en el abdomen a una mujer policía. Fuentes relacionadas con el caso indicaron que, una vez en el centro de salud, los médicos le diagnosticaron que la oficial presentaba un hematoma en cavidad abdominal y recibió el alta a las 12.30.

Tras el tiroteo, la dupla se subió nuevamente a la Fiorino y recorrió unas cuadras perseguida por otro patrullero que se sumó como refuerzo. La persecución llegó sólo a Ecuador y Bielsa debido a que el móvil policial chocó contra un Peugeot 405. Producto del siniestro, una mujer policía terminó con algunos traumatismos leves.

Cuando los asaltantes llegaron a Ecuador y bulevar Seguí, uno de los hombres bajó y amenazó con un arma al conductor de un Renault 12, y le exigió que se bajara. Carlos L., de 50 años, hizo caso a la orden. Allí, los ladrones se separaron y cada uno escapó en un auto distinto.

Hallazgo

Por la tarde, el Renault 12 fue encontrado sin ocupantes en Magallanes al 100, mientras que un testigo aportó datos del dominio de la camioneta Fiorino. En el allanamiento que realizaron en una vivienda y comercio de Gorriti al 5300, los uniformados incautaron de la cochera la Fiorino con impactos de arma de fuego. En el procedimiento realizado en el mismo barrio donde se cometió el asalto, el propietario del utilitario contó que su hijo era el que usaba la camioneta. Además, el hombre reconoció ante los policías que hacía tiempo que su hijo se dedicaba a cometer ilícitos e hizo entrega de una escopeta, una moto y la suma de 68 mil pesos, describieron los voceros del caso. A su vez, las fuentes agregaron que los sospechosos estaban identificados pero continuaban, al cierre de esta edición, prófugos de la justicia.

El caso está a cargo del fiscal de la Unidad de Flagrancia en turno con la colaboración del personal de la comisaría 20ª, por razones de jurisdicción.

Comentarios