Ciudad, Edición Impresa

Tensión

Descanso dominical: Coto volvió a encender la mecha

Fue la única firma que cumplió con el anunciado despido de trabajadores como rechazo a la aplicación de la ley de Descanso Dominical. Durante la jornada de ayer les impidieron el ingreso a 20 empleados a sus puestos de trabajo


Alrededor de 20 empleados de Coto no pudieron ingresar ayer a trabajar y en el sindicato se encendió el alerta. El sábado venció la conciliación obligatoria en el marco de los despidos que esa empresa, Carrefour y Jumbo ejecutaron previo a la entrada en vigencia de la ley de descanso dominical. Así, hasta el lunes parecía que las tres compañías habían vuelto atrás y aceptado reintegrar a todos los empleados. Pero este martes el panorama volvió a cambiar.

Según explicaron desde el gremio, los trabajadores que no pudieron acceder a su lugar se fueron enterando desde bien temprano y a medida que iban llegando. En la puerta de cada una de las sucursales un empleado de seguridad era quien frenaba el ingreso con un listado en mano.

En la mayoría de los casos se trata de los mismos trabajadores que ya habían sido cesanteados previo a que se dictara la conciliación obligatoria. Algunos tienen un año de antigüedad, mientras que otros sólo uno o dos meses. Es decir –como había denunciado Empleados de Comercio–, se trata de personas que fueron incorporadas en los días previos a la puesta en vigencia de la ley de Descanso Dominical.

Los hechos ocurridos ayer también llevaron a que el gremio se presentara nuevamente en la sede del Ministerio de Trabajo de la provincia, de Ovidio Lagos y San Lorenzo, y se abriera así otro expediente laboral.

En tanto, los trabajadores que no pudieron llegar a sus puestos enviaron un telegrama a la empresa aclarando su situación laboral. Es decir, dejando constancia que se les impidió el ingreso a cumplir sus tareas.

Así las cosas, Coto es la única empresa que mantiene abierto el conflicto ya que, según contó Walter Pereyra, secretario de Prensa de Empleados de Comercio, “Carrefour ratificó este lunes pasado la reincorporación de todos los trabajadores despedidos”.

“Esta empresa, acostumbrada a desconocer las leyes de la provincia, nuevamente hace gala de su patoterismo y se vale otra vez de los compañeros para tratar de doblarle el brazo a la Justicia, ámbito donde todas sus presentaciones para no cumplir con la ley 13441 han sido rechazadas”, afirmó el dirigente.

Conflicto de hace casi un año

El conflicto, que ayer tuvo una nueva escalada y motivó a una masiva movilización hasta la sucursal de Coto ubicada en Urquiza al 1600, había comenzado la adhesión en la ciudad a la ley provincial que establece el cierre dominical para superficies mayores a los 1.200 metros cuadrados.

Tras eso, las grandes cadenas nacionales e internacionales las empresas largaron 119 cesanteados a la calle, aunque la medida quedó sin efecto merced al dictado de la conciliación obligatoria que impuso el Ministerio de Trabajo santafesino por 30 días.

El plazo expiró el sábado pasado, lo que abrió un clima de incertidumbre.

Los despedidos en julio de este año, según datos del Ministerio de Trabajo, fueron 58 de Coto, 55 de Carrrefour y 6 de Jumbo.

La semana pasada, los propios referentes de la Asociación Empleados de Comercio habían anticipado que si bien Coto se mantenía inflexible en su postura, las otras tres firmas habían activado una instancia de diálogo.

En efecto, Carrefour presentó el lunes un escrito ante la cartera laboral provincial reincorporando a todos los cesanteados, excepto ocho de ellos que acordaron sus desvinculaciones.

En tanto, en Empleados de Comercio apuntaron contra Coto mencionando otra vez que la empresa está en condiciones de no despedir y reubicar a los trabajadores. “Coto ayer inauguró una sucursal en Barracas, así que una crisis de empresa no debería ser el motivo para no dejar entrar a los empleados”, sostuvo ayer Pereyra.

Además, recordó: “Esta empresa en los últimos diez años echó 320 trabajadores en Rosario y tiene la misma cantidad de sucursales. Esto significó un ahorro mensual de 6.300 millones de pesos. Mientras que en año la suma representó 82 millones de pesos”.

Por otra parte, el vocero del gremio mercantil describió que “fueron 41 los comercios alcanzados por la ley y ninguno de ellos despidió trabajadores. Sólo se ocuparon de reorganizar sus horarios y listo”.

Audiencia por 21 empleados despedidos   

Desde la Asociación Empleados de Comercio (AEC) de Rosario confirmaron que son 21 los empleados “despedidos arbitrariamente por la cadena Coto” que trabajaban en las cinco sucursales que la cadena tiene en la ciudad. En este sentido, hoy a las 10 se llevará a cabo una audiencia en la sede del Ministerio de Trabajo, de Ovidio Lagos y San Lorenzo, solicitada por el sindicato.

Desde AEC recordaron que luego de que el viernes pasado venciera la conciliación obligatoria, “hoy (por ayer) esa cadena de extorsionadores volvió a despedir a compañeros trabajadores, enviándoles un telegrama donde invocan el artículo 247 de la ley de Contrato de Trabajo”.

“O sea , una vez más, Coto se vale de mentiras porque ese artículo habla de cuando las empresas están en crisis, y lo hace para tratar de doblegar a los fallos de la Justicia, usando a los trabajadores mercantiles como escudo para sus matonerías”, sentenciaron desde el sindicato. Finalmente, la comisión directiva de AEC aseguró que “esta maliciosa, grave y reiterada actitud de Coto, llevó a que el sindicato se movilizara ayer frente a la sucursal de Urquiza y Presidente Roca”.

Comentarios