Región

"Que no se la lleve de arriba"

Deportista denunció a joven por violencia de género

Se trata de Ariela Pelosi, piloto de cuatriciclos. Relató el episodio vivido en su cuenta de Facebook, que involucra a un muchacho oriundo de Maciel


Ariela Pelosi es una deportista oriunda de Aldao. Compite en campeonatos de cuatriciclos por la región. El pasado viernes sufrió un episodio de violencia de género ocurrido en el Mc Donald’s de Santa Fe y Vera Mujica, que ella misma relató a través de su cuenta en la red social Facebook.

“Volviendo del cumple de una amiga pasamos por el Mc, y en la cola del Automac mientras esperaba para pagar, de la camioneta de atrás (EcoSport negra) se baja un pibe de unos 25 años a mear, aproximadamente a menos de 10 metros nuestro. Mi amiga grita «qué sucio meando en la vía pública». Me grita «idiota» el chico que estaba orinando. Luego del insulto mire a sus amigos, no le respondí y seguí esperando las hamburguesas adentro de mi camioneta para que no se torne un sinfín”, comenzó relatando Ariela.

Lo peor sobrevino después. “Al volver el pibe decide pegarle una patada a mi camioneta en la parte de atrás y subirse atrás del conductor de la EcoSport. Inmediatamente me bajo, voy directo a abrirle la puerta y gritarle que se baje, que me dé sus datos y se bajara. Lo manoteo para bajarlo y el tipo me arrima una piña en la cara y me agarra de los pelos mientras el resto de integrantes de la camioneta le gritaban qué hacía y que me suelte. Cuando me suelta cierra su puerta con traba”, describió Ariela sobre la situación de violencia de género que le tocó vivir.

Una de las acompañantes del joven que ocupaba la EcoSport le aportó un valioso dato a Ariela. “Una de las chicas me dice «se llama N. F. y es de Maciel, denúncialo». Acto seguido, empleados de la cadena solicitaron presencia policial. “Al oír esto el conductor pone reversa y sale esquivando mi camioneta conmigo colgada de su ventanilla, diciéndole que no se vaya que deje al amigo en el lugar. Me arrastró y cuando aceleró aún un poco más me solté. Desconozco datos del conductor”, lamentó Ariela.

Por último, la deportista confió que “la denuncia ya la hice donde corresponde y como corresponde. Queda la impotencia, el mal momento, la piña en la cara, los moretones y raspones y la esperanza de que algún día el patriarcado caiga y ningún macho más se la lleve de arriba”.

Si te gustó esta nota, compartila

Comentarios