Política

Transición provincial

Del gobierno a Perotti: “No estamos incrementando el gasto irresponsablemente”

El mandatario electo puso la lupa en la suba del gasto público, que crece por encima de la recaudación. Desde el Ejecutivo, el ministro de Gobierno Pablo Farías retrucó que se trata de una interpretación “malintencionada” y justificó la inversión en políticas sociales


La transición entre el gobernador saliente Miguel Lifschitz y su sucesor Omar Perotti empezó hace más de dos meses con buenos modales y promesas de buscar “coincidencias” en el diagnóstico de la situación de la provincia, pero con el paso de las semanas empezaron a aflorar las diferencias y la cosa se fue poniendo cada vez más tensa.

La semana pasada, los colaboradores de Perotti pusieron en línea una página web en la que dan cuenta del estado de las finanzas públicas. Allí muestran cómo el gasto público crece por encima de la recaudación (43% contra 53% entre julio de 2018 y julio de 2019) y pronostican parea fin de año un déficit fiscal de 20 mil millones de pesos, más del triple del previsto en el presupuesto 2019 (6 mil millones).

Este lunes, el gobierno del Frente Progresista salió a refutar la lectura que hicieron los representantes de Perotti sobre la información pública de las cuentas provinciales. “La interpretación de la inversión que está haciendo el gobierno es malintencionada”, acusó el ministro de Gobierno Pablo Farías.

En declaraciones a la prensa, en Santa Fe, el funcionario dijo que “la información que estamos brindando a las personas designadas por el gobernador electo, que conforman la comisión de transición, es información pública, son datos que figuran en el portal web de la provincia y que cualquiera puede buscar”.

Farías opinó que “la interpretación que se quiere hacer de la inversión que está haciendo el gobierno es malintencionada o falaz; nosotros no estamos incrementando irresponsablemente el gasto, todo lo contrario: lo estamos incrementando puntualmente en las áreas más sensibles como salud, refuerzo alimentario de comedores escolares y copas de leche”.

En línea con las explicaciones que había dado más temprano el gobernador Lifschitz, Farías consignó que en el último año “aumentó la inversión social en distintas áreas por encima de lo presupuestado para este año y por encima de la inflación. Hay insumos en el área de salud que aumentaron muy por encima de la inflación; esto, sumado a que está ingresando mucha más gente al sistema de salud producto de la crisis, hace que tengamos que reforzar permanentemente las partidas”.

Poca deuda

Por su parte, el ministro de Economía de la provincia, Gonzalo Saglione, remarcó que “la deuda de la provincia es la más baja entre todas las provincias en relación a su presupuesto y a la cantidad de habitantes”. Los vencimientos de deuda en dólares habían sido otro de los motivos de preocupación planteados por el equipo de Perotti.

“Además –agregó Saglione– tenemos muchos recursos por cobrar en comparación con lo que tenemos por pagar. Por cada peso que la gestión entrante tiene por pagar, hay tres por cobrar. Esto no solo por los fallos de la Corte Suprema (vinculados a la coparticipación) sino por otras acreencias con el gobierno nacional”.

Respecto del déficit proyectado por el PJ, el ministro de Economía prefirió no opinar, aunque sí remarcó las deudas que mantiene la Nación con Santa Fe por el déficit previsional, que incluye sobre esa estimación: “El déficit 2019 es imposible saberlo a la fecha

“Vivimos en una incertidumbre donde de un día para otro nos enteramos que Santa Fe iba a perder 4000 millones por una decisión tomada por decreto por parte del gobierno nacional (los cambios en los impuestos coparticipables). La magnitud del déficit dependerá en gran medida de cuándo gire la Nación lo que nos debe por el déficit de la Caja Jubilaciones”, unos 5800 millones correspondientes a 2018. “Es un monto más que significativo para un gobierno provincial”, cerró Saglione.

Comentarios