Sociedad

A tener en cuenta

Cuáles son los cinco alimentos que se guardan en la heladera y no deberían conservarse allí

Muchas veces la heladera más que un lugar para cuidar los alimentos se transforma en un depósito para guardar cosas que no sabemos dónde poner


No todos los alimentos deben ser llevados a la heladera, muchos de ellos deben estar fuera porque así se conservan mejor pero pocos lo saben.

Hay cinco alimentos, al menos en los que nos enfocamos ahora, que no tienen que ir a la heladera.

Los 5 alimentos que no debés guardar en la heladera

Papas: si tenés como costumbre guardar papas en la heladera, te recomendamos que lo dejes de hacer de inmediato. Como se sabe, a bajas temperaturas se rompe el almidón en los tubérculos haciéndolos mucho más dulces que lo que son en realidad.

Miel: otro error muy común es meter el frasco de miel en la heladera. Lo único que conseguiremos es que los azúcares se cristalicen y se vuelva completamente sólida. Lo ideal es ubicarlo a temperatura ambiente y en un lugar oscuro.

Cebolla: expertos tampoco recomiendan conservar las cebollas en la heladera. Si bien hace frío, la humedad es alta en las heladeras. Además, a menudo falta aire fresco en el frigorífico, lo que provoca problemas adicionales para las cebollas.

Tomates: si bien la mayoría de personas suelen guardar los tomates en la heladera, esta práctica no es muy recomendable. En la heladera pierden todo su sabor y, con el frío, el proceso de maduración se ralentiza demasiado, lo que causa que el tomate se vuelva bastante insípido.

Bananas: las bananas y las frutas tropicales se conservan mejor sin refrigeración. Es fácil darse que en la heladera no es el mejor lugar para almacenarlos por su cambio de color en pocos días debido al frío.

Comentarios