Ciudad

Presentación en sociedad

Cuadrilla Feminista, un grupo que busca hacer historia

Un grupo de 17 trabajadoras gráficas armaron un colectivo y este jueves lanzan su primera publicación. No es un libro para tener en la biblioteca. Fue pensado como un block de afiches porque quieren que su trabajo esté en la calle


En octubre del año pasado dos ilustradoras juntaron 17 dibujos, hicieron 50 copias de cada uno en forma de afiche y se fueron al Encuentro Nacional de Mujeres (ENM) en el Chaco. Las ilustraciones eran de 17 mujeres de Rosario que a lo largo del año habían pasado por Capitana, el taller de impresión montado por ellas a fines de 2016. En los tres días del evento más importante de la agenda feminista argentina se quedaron sin ningún ejemplar y con la sensación de que la vuelta a Rosario tenía que ser el comienzo de algo nuevo. Las 17 autoras de los dibujos se juntaron y armaron Cuadrilla Feminista, un colectivo de artistas, diseñadoras, ilustradoras y trabajadoras gráficas de Rosario. Este jueves a las 20 en Fuerte Tienda Estudio (San Lorenzo 1453) lanzan su primera publicación que reúne las 17 obras y fue impresa y encuadernada a mano por ellas mismas.

“No es un libro para tener en la biblioteca. Fue pensado como un block de afiches porque queremos que nuestro trabajo esté en la calle, en las paredes de las casas, que sirva para compartir, regalar y pegar donde sea”, explica Victoria Gómez, una de las integrantes.

Las ilustraciones que forman el N°1 de Cuadrilla Feminista hablan de una forma de pensar y producir de mujeres atravesadas por los debates del feminismo actual. Las muestran entre amigas, en lucha, pensando en su cuerpo y en el deseo y levantando la bandera de Ni Una Menos. Desde el chiste o la reflexión evidencian que todo movimiento social llega con una identidad y que esa identidad está en lo que se dice, en lo que se hace y también en las imágenes que se producen.

Vicky Gómez y Cris Rosemberg lo vieron en el ENM de Rosario y lo pusieron en práctica en el del Chaco. El primero fue el evento que las hizo feministas. “Cuando terminó el encuentro de Rosario con Cris teníamos la necesidad de expresar todo lo nos había producido. Queríamos hacer una publicación y se nos dio la oportunidad de comprar una duplicadora que es bastante particular. Así fue que surgió Capitana como taller y llegó con todo el power feminista. Para nosotras significó animarnos a hacer lo que nos gusta, combinado con lo que creemos y pensamos. Y, además, hacerlo juntas”, cuenta Vicky. En el espacio usan dos técnicas. Una es la impresión con una duplicadora digital vieja que trabaja a dos tintas y la otra es con una prensa de grabado de la década del 30.

En el primer año de trabajo Cris y Vicky notaron que muchas mujeres se acercaban para imprimir trabajos feministas. Con afiches, volantes, dibujos y otros formatos trabajadoras de distintos ámbitos de la ciudad daban cuenta de una forma de producción en la que lo personal es político. “Teníamos planeado ir a Chaco y cuando llegó octubre convocamos a todas las que habían pasado por el taller para llevar su arte al encuentro. El recibimiento fue genial, todas nos mandaron cosas”, recuerdan.

Las dos socias y amigas partieron al norte del país con un bolso cargado de copias de cada uno de los 17 afiches. Al llegar a Resistencia montaron un puestito en la plaza central. El lugar fue el epicentro del ENM y, como ya es tradición, se convirtió en una gran feria con merchandising feminista de todo tipo, puestos de comida, charlas, recitales, debates, juegos y otras actividades. “Chaco fue mágico. Se nos acercaban mujeres de distintos lugares del país y estaban encantadas con el trabajo de Rosario. Nos quedamos sin afiches en los tres días y nos dimos cuenta que no podía quedar sólo en lo que pasó allá”. A la vuelta se juntaron con las otras 15 autoras y armaron Cuadrilla Feminista.

“Pensarnos como un colectivo nos permite fusionar nuestro trabajo con un montón de preguntas que teníamos como mujeres. Y de esa fusión sale algo grupal y material como es esta primera publicación”, cuenta Vicky. Las 17 integrantes del grupo viven y producen en Rosario. Tienen entre 25 y 45 años y llegaron al feminismo por caminos distintos. Se definen como un grupo heterogéneo en el que cada una puede expresar los debates que la atraviesan como mujer de acuerdo a su forma de pensar. Además de las integrantes de Capitana está formado por Lucía Seisas, Jazmín Varela, Hilen Godoy, Estrella Mergá, Lucía Tognarelli, Florencia Garat, Malena Guerrero, Angelina Pedemonte, Renata Berta, Rocío de Zavaleta, Victoria Rodríguez, Shuly Roberts, Estefanía Clotti, Paulina Antelo y Virginia Coletto.

El cuaderno de afiches se presenta el jueves a las 20 en Fuerte Tienda Estudio (San Lorenzo 1453). La Cuadrilla Feminista remarca: son para pegar, compartir, regalar y contagiar no para que junten polvo en la biblioteca. Además de las artistas del grupo el evento fue producido integralmente por mujeres, desde la musicalización, pasando por la comida hasta los tragos.

Para ellas la producción de contenidos feministas habla de un momento histórico en el que las mujeres se volvieron protagonistas de muchos de los debates del país. Según Vicky, el feminismo no debe atarse a la lógica del mercado pero sí tiene que contagiar porque es una inspiración: “No es casualidad que tantas mujeres estén inspirándose y creando a partir del feminismo. El mercado está desesperado tratando de entender qué queremos porque durante mucho tiempo nos vendieron lo que quisieron. Ahora se tienen que adaptar porque no sólo estamos cambiando sino que también estamos haciendo nuestros propios productos”. Y hacerlo junto con otras suma la cuota de reflexión y militancia a nivel colectivo: “La Cuadrilla es poder gritar todo lo que pensamos y sentimos y hacerlo acompañadas. Es pensarnos feministas en todos lados: en la calle, en cómo nos vestimos, en nuestras casas, en nuestros amores y nuestro trabajo”.

Si te gustó esta nota, compartila