Ciudad, Edición Impresa

Encuentro

Crece preocupación por la situación de Acindar

La intendenta Fein encabezó una reunión con directivos de la empresa, que asegura estar viviendo una crisis.


La intendenta Mónica Fein encabezó ayer en el Palacio de los Leones una reunión, junto a los ministros provinciales de Trabajo, Julio Genesini; y de Producción, Luis Contigiani, con directivos de la empresa Acindar para abordar la situación laboral de los trabajadores del sector, en particular los de la planta industrial de Rosario.

“Nos preocupa el empleo en la ciudad y la región; también la situación por la que atraviesa el sector y la incertidumbre de los trabajadores”, dijo la intendenta al recordar que el pasado jueves recibió a los delegados de la empresa y representantes de la UOM para conocer en profundidad la problemática.

En dicho encuentro los trabajadores de la acería expusieron su preocupación por el contexto actual y el futuro en relación a la posible pérdida de puestos de trabajo. La histórica planta de Rosario, que opera en la ciudad desde hace más de 70 años en avenida Presidente Perón al 8000, atraviesa una situación complicada, según explicaron sus propios directivos: “Ante la menor demanda de la industria automotriz y de la construcción, la compañía redujo su productividad casi en un 50 por ciento, estuvo cerrada por más de diez días en febrero y se vio afectada fuertemente por el contexto inflacionario”.

Al finalizar el encuentro, del que también participó el secretario de Producción y Desarrollo Local, Ignacio Del Vecchio, la titular del Ejecutivo explicó que su objetivo fue “reunir a los actores involucrados para buscar alternativas que resuelvan la situación de la planta Navarro”; y destacó: “Nos juntaremos todas las veces que sea necesario, entendemos las complicaciones que hoy atraviesa el sector productivo, pero no pueden ser los trabajadores quienes paguen por ello”.

De esta manera, quedó conformada una mesa de trabajo que estará compuesta por los Estados municipal y provincial, representantes del Concejo Municipal de Rosario, como también de la empresa. En tanto, desde la cartera laboral de la provincia se comprometieron a instar al propio Ministerio de Trabajo de Nación a que se involucre en el tema.

“Éste será el ámbito en el que todos estamos dispuestos a dialogar, escuchar y buscar todas las opciones posibles para atravesar de la mejor manera esta situación”, puntualizó Fein, quien agregó: “Me preocupa sobremanera la actividad económica de la ciudad y la posible pérdida de puestos de trabajo, por eso estamos trabajando para que Rosario pueda seguir creciendo y desarrollándose al nivel que necesitamos”.

Comentarios