Policiales

Le cortaron las alas

Cotorra Loca, el rey de la fuga, terminó enjaulado por violencia de género

El líder de una banda acusada de millonarios asaltos en Uruguay, quien tenía captura desde 2005 por fugarse de una cárcel de país vecino, fue detenido este miércoles cuando llegaba a una vivienda del partido bonaerense de Lomas de Zamora luego de que el 28 de julio pasado le dispara a su ex pareja


Julio Walter Guillén Bustamante (47), alias “Cotorra Loca”, tenía un pedido de captura y era buscado por efectivos de Interpol de la Policía Federal.

Un conocido asaltante que en 2005 se fugó de un penal de Uruguay y que era buscado por balear a su ex pareja en julio último en La Matanza fue detenido cuando llegaba a una casa del partido bonaerense de Lomas de Zamora, informaron este miércoles fuentes policiales.

El acusado, identificado como Julio Walter “Cotorra Loca” Guillén Bustamante tenía un pedido de captura y era buscado por efectivos de Interpol de la Policía Federal, quienes lo arrestaron en las últimas horas durante un operativo que realizaron en conjunto con efectivos de la fuerza bonaerense.

El ahora capturado se había fugado en 2005 de la cárcel uruguaya de Libertad, donde cumplía una condena por múltiples robos.

Según la información suministrada a Interpol por autoridades del país vecino, Cotorra Loca lideraba en el país vecino una banda autora de millonarios asaltos, a la que se le atribuyen doce asesinatos, motines y fugas.

El 28 de julio pasado fue acusado de balear en una pierna a una ex pareja, de 32 años, en la localidad de Virrey del Pino, La Matanza, por lo que se inició la búsqueda.

En las últimas horas, el prófugo fue localizado cuando llegaba a una casa situada en Bologna al 2100, del barrio Villa Albertina.

“Sabíamos que de manera periódica visitaba ese domicilio porque tenía una mujer conocida. Estuvimos vigilándolo junto a Interpol, con distintos elementos tecnológicos, hasta que se lo pudo atrapar”, dijo uno de los investigadores de la Policía bonaerense que participó del arresto.

Al ser detenido, Cotorra Loca brindó una identidad falsa y además había cambiado su fisonomía para pasar inadvertido.

En su poder, se halló una pistola Browning 9 milímetros con la numeración suprimida, cargadores del mismo calibre, cartuchos, una manopla, un cuchillo y varios precintos.

El detenido quedó a disposición de la UFI 2 especializada en Violencia de Género del Departamento Judicial de La Matanza y una vez que se resuelva su situación judicial aquí, podrá ser extraditado a Uruguay.

Según medios del país vecino, Cotorra Loca está acusado de liderar una banda que en 2016 asaltó un camión blindado en el estacionamiento del Hipermercado Geánt de Canelones, de donde se robaron 18 millones de pesos y 70 mil dólares e hirieron a cuatro guardias de seguridad.

También se cree que la misma organización participó de robos a cabinas de peajes, de la sustracción de fusiles de guerra del Batallón Florida y del asalto al Banco República de La Paz, entre otros hechos.

Además del escape de Libertad, Cotorra Loca protagonizó otras dos fugas: la primera en 1990, de la cárcel central de Montevideo, de donde salió disfrazado de policía, y la segunda del penal de Conventos, en Melo, donde hizo un boquete.

Según crónicas de la época, para la última fuga, el hombre contrató a dos personas para que se hicieran pasar por agentes de la Dirección Nacional de Información de Inteligencia y lo ayudaran a salir de la cárcel junto al traficante israelí Yehoram Alal, conocido como el Zar del éxtasis, quien fue detenido luego en Río de Janeiro, Brasil.

Comentarios