El Hincha, Rosario Central

Liga Profesional

Con un gol del pibe Frías, Central rescató un empate agónico ante Estudiantes en el Gigante

Central rescató un empate sobre la hora ante un amarrate Estudiantes que lo tuvo contra las cuerdas y le perdonó la vida varias veces antes del gol del Chipi Frías, merecido a esa altura del partido y que se festejó como un triunfo en el Gigante


Franco Trovato Fuoco

Lo embocaron de entrada y lo empató recién sobre el final. Central rescató un empate sobre la hora ante un amarrate Estudiantes que lo tuvo contra las cuerdas y le perdonó la vida varias veces antes del gol del Chipi Frías, merecido a esa altura del partido y que se festejó como un triunfo en el Gigante.

No merecía perder el Canalla. No tanto por lo que hizo en la primera mitad, en la cual de a ratos fue ampliamente superado por el Pincha, sino por el empuje y la enjundia que mostró en el complemento, en la cual arrinconó a su rival y dispuso de al menos cuatro situaciones claras de gol.

Sirve el punto. Más desde lo anímico que en lo futbolístico, ya que Central exhibió dos caras muy diferentes ante su público, que si bien lamentó la posibilidad de no haber dejado los tres puntos en casa, se fue a casa con la sensación de deber cumplido por el enorme desgaste que hizo su equipo, el cual con todas sus limitaciones a cuestas jamás dejó de buscar el arco de Andújar.

Claro que de entrada le salió todo mal. Una floja salida de Jorge Braun en el amanecer del encuentro fue suficiente para que el Canalla arranque perdiendo por el oportunismo de Boselli, quien con poner le cabeza le alcanzó para capitalizar al máximo el error de Fatura.

Pero de si algo sabe el fútbol es de revancha, ya que Broun tuvo no una sino varias chances para redimirse y metió unas cuantas tapadas fundamentales para mantener con vida a Central, que se marchó al descanso tan desorientado como ofuscado.

Y Tevez se dio cuenta. Por eso movió el banco antes de empezar y mandó a la cancha a Infantino y Cerrudo por Mac Allister y Marinelli, las víctimas que eligió sacrificar el DT en un Canalla que no funcionó en su totalidad durante los primeros 45 minutos. Y al ratito las cabezas que rodaron fueron las de Cortez y Veliz para que ingresen Candia (NdR: volvió a jugar después de varias semanas) y el resistido Martínez.

El libreto de Central cambió con los cambios, que se mostró más agresivo, como también lo hizo el del rival, ya que el Pincha se fue metiendo cada vez más atrás, un poco empujado por el local, otro poco por la hinchada auriazul y otro tanto por disposición del Ruso Zienlisnki, que movió sus fichas con la intención de liquidar el pleito de contragolpe ante un Canalla jugadísimo en ataque.

Y así se jugó casi todo el complemento: con Central presionando bien arriba y Estudiantes aguantando cada vez más cerca de Andújar, quien se cansó de pedir para que su equipo juegue un poco más lejos. No funcionó, como tampoco todo lo que propuso el Canalla, que intentó por el medio, por los costados y con pelotazos. No había caso: la bocha no quería entrar.

Pero de tanto ir tuvo su premio nomás Central. Y lo hizo en la figura de Franco Frías, el último manotazo de ahogado que tiró Tevez. ¿La fórmula? Cerrudo dejó el alma para recuperarla, Báez la metió al área, Rodríguez la bajó y el Chipi la mandó a guardar para hacer delirar al Gigante. Porque el punto vale un montón. Porque estos partidos antes se perdían. Pero sobre todo porque el equipo nunca bajó los brazos.

La previa del partido

El Central de Carlos Tevez buscará recuperarse ante Estudiantes de la derrota que padeció el jueves de la semana pasada, cuando cayó ante Argentinos Juniors en La Paternal por 2 a 1. La cita entre canallas y pincharratas, correspondiente a la fecha 19 de la Liga Profesional, se jugará este jueves desde las 19 en el Gigante de Arroyito y contará con el arbitraje de Andrés Merlos.

Además de la urgencia por reencontrarse con el triunfo, el equipo del Apache necesita conseguir cierta regularidad, algo que hasta aquí no logró, la cual permitiría mejorar la sumatoria de puntos de los auriazules, ya que de momento está lejos de cumplir el objetivo trazado: clasificar para jugar la Sudamericana 2023. Antes de comenzar esta jornada, con 27 puntos en juego, el Canalla se encuentra a 9 unidades de la línea de acceso a esa Copa.

En lo que va de este torneo, Central pudo hilvanar solo una vez dos victorias consecutivas. Fue en las fechas 9 y 10, cuando venció a Newell’s en Arroyito 1-0 y luego 3-0 a Arsenal en Sarandí. Pero en la jornada siguiente, la 12, el equipo que dirige Carlos Tevez tropezó feo en el Gigante con Central Córdoba, que lo derrotó 3-0.

De todos modos, el de no conseguir tres éxitos en fila es un mal que Central arrastra desde hace mucho tiempo. ¿La última vez? Noviembre de 2019, cuando hilvanó victorias al hilo ante: Godoy Cruz (L), 5-2; River (V), 1-0; Aldosivi (L), 5-1. Además, esta racha se extendió a un total de 6 juegos sin perder: Central Córdoba (V), 1-1; Boca (L) 1-0; Huracán (L), 2-1. Y se interrumpió con una derrota frente a Independiente (V), 5-0.

Desde aquella seguidilla de 3 victorias, que data de hace casi 3 años, Central tuvo 10 oportunidades de repetirla alcanzando 2 éxitos consecutivos. Pero nunca pudo ganar el tercer partido: perdió 7 de ellos y empató los 3 restantes.

En cuanto a Estudiantes, el equipo de La Plata viene de vencer como local a Racing por 1 a 0 con gol de Mauro Boselli y repetiría el once inicial ante Central. Los dirigidos por Ricardo Zielinski llevan 4 juegos consecutivos sin derrotas, con 3 triunfos, 1 empate y sin goles en contra. Pero, como contrapunto, hace 7 partidos que no consigue ganar en rodeo ajeno, con 2 empates y 5 caídas.

En lo que va del torneo, el Pincha es uno de los 3 peores jugando de visita, sumó 5 puntos sobre 24 posibles con 1 triunfo (Aldosivi), 2 empates (Banfield y Platense) y 5 derrotas (Independiente, Arsenal, Tigre, Boca y Argentinos).

En cuanto al once inicial que presentaría Central esta tardecita, Tevez no confirmó el equipo pero iría con cambios: adentro Ismael Cortez por Facundo Almada y Mateo Tanlongo por Francis Mac Allister, aunque Gino Infantino podría reemplazar a Alan Marinelli y Gaspar Servio a Jorge Broun.

En la vereda de enfrente, el Ruso Zielinski pondrá a priori al mismo equipo que viene de ganarle 1-0 a Racing, con el regreso de Benjamín Rollseiser para ocupar un lugar en el banco de relevos.

El entrenador del Pincha mantendrá como una alternativa a Leandro Díaz, quien sumó minutos frente al elenco de Avellaneda pero viene de recuperarse de lesiones musculares y pretende llevarlo de a poco. La misma decisión la tomará con Rollheiser, quien no jugó contra la Academia por una contractura y la idea es no arriesgarlo.

Comentarios