Edición Impresa, Policiales

Audiencia

Clan Bassi: despegan a Damián y complican a Marcelo

Uno de los hermanos no fue identificado en ninguna de las dos ruedas de reconocimiento que se efectuaron ayer.


Los hermanos Bassi fueron presentados ayer en dos ruedas de reconocimiento por los dos homicidios en los que están sospechados: el de Aldo Acosta y el de Pablo Duré.

Damián, el menor, no pudo ser sindicado por el testigo presencial del crimen de Acosta, asesinado el 19 de diciembre de 2014. Tampoco fue señalado en la causa Duré, ejecutado el 8 de enero de 2015. En este caso, también estaba nombrado su hermano mayor Marcelo, de 40 años, quien sí fue identificado por una testigo como uno de los protagonistas de la muerte de Duré. Marcelo será imputado hoy por este último crimen y también por una portación de arma. Por la causa Duré, hay dos testigos protegidos: una mujer que se presentó ayer a la rueda de reconocimiento y que denunció ante la Fiscalía que el otro testigo, que es su hijo, está desaparecido. Ahora, la familia tiene custodia policial.

Damián “Macri” Bassi tiene 33 años y el 14 de abril fue apresado cuando salía de la casa de su madre en Villa Gobernador Gálvez tras estar 15 meses prófugo en dos causas de homicidios ocurridos en diciembre de 2014 y en enero de 2015.

Macri es el hermano menor de Luis “Pollo” Bassi –procesado como instigador del crimen del líder de la banda de Los Monos–. La semana pasada, Macri fue imputado como uno de los autores del crimen de Aldo Acosta, ocurrido el 19 de diciembre de 2014. La víctima fue acribillada de seis disparos y su hijo de 15 años recibió cinco tiros, pero salvó su vida de milagro.

Ayer se realizó una rueda de reconocimiento donde el testigo presencial del asesinato de Acosta, es decir el chico baleado en el mismo hecho, no pudo sindicar a Damián. En su lugar, señaló al Pollo, quien estuvo con Damián y otros internos frente al espejo, y quien al momento de este crimen llevaba más de un año preso.

El menor de los Bassi y su hermano Marcelo, de 40 años, también están nombrados como los que esperaron en la puerta mientras sus cómplices se metían en la vivienda de Pablo Andrés “Guaso” Duré, de 34 años, lo  llevaban al baño y lo ejecutaban de un disparo en la cabeza el 8 de enero de 2015, en Villa Gobernador Gálvez. Una de las hipótesis es que Guaso tenía broncas con el clan Bassi por la venta de estupefacientes.

Ayer también se llevó adelante la rueda de reconocimiento por la causa Duré. La testigo protegida reconoció a Marcelo, pero a Damián no. A esta instancia también debía presentarse el otro testigo protegido, hijo de la mujer. Sin embargo, no se presentó.

En ese sentido, la testigo denunció ante la Fiscalía que hace tiempo que su hijo no vive con ellos. Y dijo que se ausentó luego de que presentaran dos soldaditos de los Bassi, quienes preguntaron por él. Y sostuvo que no sabe nada de su hijo desde ese día. Tras la declaración de la mujer, dispusieron custodia policial en su vivienda.

Como Macri no fue identificado en ninguno de los crímenes, el abogado defensor Fernando Sirio estimó que la próxima semana la Fiscalía deberá decidir su situación en la investigación por el asesinato de Aldo Acosta y también la prisión preventiva sin plazo dispuesta en dicha imputación.

Para Marcelo, la situación es distinta ya que, luego del reconocimiento, hoy se llevará a cabo la audiencia imputativa por el homicidio de Duré y también tendrá que presentarse a la instancia preliminar por un caso de portación de arma. Por esta última causa ya había sido imputado y se remonta a una semana antes del homicidio de Aldo Acosta, cuando Marcelo fue detenido por Gendarmería mientras circulaba en un auto con una pistola 9 milímetros y un revólver 38, acompañado por otros hombres.

Tras esa detención, ocurrida el 12 de diciembre de 2014, Marcelo fue imputado y no volvió a presentarse ante la Justicia. Pasó menos de un mes y el 8 de enero los pesquisas volvieron a escuchar su nombre cuando lo sindicaron junto a su hermano, Macri, como autores del crimen del Guaso Duré. El mayor de los hermanos Bassi se mantuvo prófugo hasta el 29 del mes pasado, cuando fue detenido tras protagonizar con dos cómplices el robo de una camioneta y una persecución policial en la localidad bonaerense de San Pedro.

Comentarios