Mundo

Investigan abusos a menores

Chile: la Justicia incautó archivos eclesiásticos

Los allanamientos en Santago y Rancagua se realizaron durante la visita de los enviados del papa Francisco. La Justicia chilena busca información sobre abusos sexuales a menores en los que está involucrada la Iglesia católica del país vecino


La Justicia chilena incautó archivos eclesiásticos en Santiago y la ciudad de Rancagua, en busca de antecedentes tras las denuncias de abuso sexual a menores que estremecen a la Iglesia católica en el vecino país.

Los allanamientos  –de carácter sorpresivo, de acuerdo a la Iglesia católica chilena– tiene lugar en momentos que visitan Chile el arzobispo de Malta, Charles Scicluna, y monseñor Jordi Bertomeu, enviados por el papa Francisco para escuchar testimonios de víctimas de abusos sexuales.

“Se trata de diligencias simultáneas tanto en Santiago como en Rancagua”, confirmó a periodistas el fiscal regional, Emiliano Arias, quien se declaró “satisfecho con el resultado de la diligencia”.

El fiscal Arias explicó que la diligencia constituye un “hito” fundamental en el marco de una investigación mayor a miembros de la Iglesia católica que han cometido delitos contra menores, pero aclaró que ésta “no es una investigación en contra de la Iglesia católica” en su conjunto.

Una de las más relevantes tiene lugar en Rancagua (80 km al sur de Santiago), donde recientemente fueron suspendidos 14 sacerdotes.

La tarde de este miércoles, el fiscal nacional, Jorge Abott, y otros tres fiscales se reunieron con Scicluna. “Es un encuentro de cortesía. Es muy importante dar una seria señal de voluntad de colaborar”, afirmó el enviado del Papa en una rueda de prensa.

“Debemos como Iglesia colaborar con la Justicia civil. El abuso de menores no es sólo un delito canónico, también un delito civil”, agregó el enviado del Vaticano tras participar en una jornada formativa, organizada por el Consejo Nacional de Prevención de abusos y acompañamiento a las víctimas, en que la que acordó agilizar las investigaciones de abusos.

Ayuda técnica

La visita de Scicluna y Bertomeu se da en medio de una fuerte reestructuración de la Iglesia católica chilena tras las denuncias de abusos decretada por el propio papa Francisco.

La nueva misión papal –en febrero ambos ya estuvieron en Chile escuchando el testimonio de víctimas– busca “ser un signo de la cercanía del Papa con el pueblo y la Iglesia en Chile”, junto con “prestar una ayuda técnica y jurídica concreta” para dar respuestas adecuadas a cada caso de abuso sexual de menores cometido por clérigos o religiosos, según señaló en una declaración Scicluna.

El lunes, el papa Francisco aceptó la renuncia de tres obispos chilenos, entre ellos el de la ciudad de Osorno, Juan Barros, acusado de encubrir los abusos sexuales cometidos a menores en la décadas de los 80 y 90 por el influyente sacerdote Fernando Karadima, condenado por el Vaticano en 2011.

Pese a las denuncias en su contra, Barros fue nombrado obispo por el papa Francisco en 2015, despertando una fuerte división entre los feligreses de Osorno, hasta donde el jueves viajarán Scicluna y Bertomeu, en un intento de reconciliar a los fieles.

Si te gustó esta nota, compartila

Comentarios

Te invitamos a comentar y a debatir. Esta es un área abierta al intercambio de ideas. Nos reservamos el derecho de eliminar un comentario si su contenido es fóbico (basado en conceptos de raza, orientación sexual, nacionalidad, religión, género, etc.), o se entiende como una amenaza o un ataque personal hacia otro comentarista o hacia alguna otra persona vinculada. Cualquier mensaje que consideremos que no contribuye a la discusión abierta, respetuosa o participativa será eliminado.