Rusia 2018

Música y color

Ceremonia breve pero efectiva

Se inauguró el Mundial de Rusia en la previa del duelo entre el local y Arabia Saudita.


Con una ceremonia breve, pero colorida y amena, se abrió el Mundial de Rusia. Tuvo la particularidad de darse apenas minutos antes del duelo inaugural, y luego de que los jugadores de Rusia y Arabia Saudita salieron al terreno de juego para hacer los movimientos de calentamiento previos a la competencia.

La expectativa empezó a crecer entre los aficionados y las tribunas empezaron a colmarse. Una vez que los protagonistas liberaron el terreno, el campo de juego se transformó en una escenario gigantesco y la fiesta comenzó. Apareció el ex futbolista brasileño Ronaldo junto al cantante Robbie Williams.

Se sumó luego Aida Garifullina y el estadio Olímpico Luzhniki ya vibraba al ritmo de ‘Feel’ y luego de ‘Angel’. Las banderas de las 32 selecciones participantes comenzaron a desfilar mientras ambos artistas entonaban sus melodías. La coreografía y la alegría del público generaron una atmósfera impresionante.

El punto más álgido se vivió cuando comenzó a sonar “Rock DJ”, ese famoso sencillo del cantante británico que causó sensación en el año 2000.

La producción del espectáculo estuvo a cargo del canal de televisión ruso Channel One y, una vez más, fue dirigido por Felix Mikhailov, la mente creativa que ha formado parte de las principales ceremonias celebradas durante todo el trayecto de la Copa Mundial de la FIFA 2018; desde el sorteo preliminar en 2015 hasta el acto de clausura previo a la final del 15 de julio.

Tras los discursos de rigor de Vladimir Putin y Gianni Infantino, era el momento de jugar.

Si te gustó esta nota, compartila

Comentarios