Edición Impresa, El Hincha

Cuida titulares

Central visita a Huracán mirando la Copa

Ante el Globo jugarán varios suplentes y el colombiano Teo Gutiérrez.


Eduardo Coudet no confirmó el equipo para visitar mañana a Huracán. Pero volvió a dejar en claro la importancia del duelo ante Boca por los cuartos de final de la Copa Argentina. Y, respaldando su discurso, el Chacho probó ayer una formación para jugar ante el Globo, en la que aparecieron varios jugadores que no vienen siendo titulares.

Entre los elegidos para el ensayo futbolístico, que se desarrolló a puerta cerrada en el predio de Arroyo Seco, se destacó la presencia de Teófilo Gutiérrez, algo que este diario adelantó en su edición de ayer.

Teniendo en cuenta la práctica de fútbol, podría inferirse que ante Huracán, los defensores serían Paulo Ferrari, Esteban Burgos, Marco Torsiglieri y Jonás Aguirre. En cuanto a los volantes, ayer estuvieron Fabián Bordagaray, Emanuel Ojeda (debutaría), Gustavo Colman y Washington Camacho. Y atacando Germán Herrera y Teófilo Gutiérrez.

A esta formación hay que agregarle el arquero, que podría ser Sebastián Sosa. Aunque no hay que descartar que se produzca el debut del Ruso Rodríguez.

De confirmar esta alineación inicial para jugar mañana desde las 18.15 en Parque Patricios, el Chacho estaría preservando a nueve jugadores de cara al duelo copero ante los xeneizes. En este contexto, los que habrían ganado terreno para jugar en Córdoba ante Boca serían: Víctor Salazar, Dylan Gissi, Hernán Menosse, Cristian Villagra, Walter Montoya, Mauricio Martínez, José Luis Fernández, Giovani Lo Celso y Marco Ruben.

Teniendo en cuenta esta nómina, a la que habría que agregar al uruguayo Sosa, flota la sensación de que Coudet debe definir aún quién será el compañero de Ruben ante los xeneizes. Y esa competencia la disputarían entre Herrera y Teo.

Los auriazules volverán a entrenar en la mañana de hoy. Luego, los futbolistas designados por el cuerpo técnico, almorzarán y viajarán en micro a Capital Federal, donde concentrarán para el juego de mañana ante Huracán.

Continúa la venta por Internet para Córdoba

Hasta el próximo martes continua la venta de las algo más de 20 mil entradas que dispondrán los hinchas de Rosario Central para el partido de Copa Argentina ante Boca. El trámite se realiza únicamente vía web, a través de la página de Autoentrada (www.autoentradas.com). En tanto, la dirigencia auriazul anunció la venta de entradas y pasajes en micro. El “combo”, que también incluye comida y bebida, cuesta 600 pesos. El expendio será exclusivo para socios, y se desarrollará los días lunes y martes próximo en el Cruce Alberdi de 10 a 20.

En cuanto a los valores de las entradas vía web, que podrán adquirirse hasta seis por tarjeta de crédito, son los siguientes: populares, 250 pesos; populares para menores, 200 pesos; plateas, 500 pesos.

Una vez concretada la compra, las localidades podrán retirarse en el horario de 10 a 18 en la subsede Cruce Alberdi (Catamarca 3538). Las boleterías del lugar atenderán mañana, el lunes y el martes, día en el que concluirá la venta. Para solicitar las entradas deberá presentarse el comprobante de la compra, la tarjeta de crédito, y el DNI correspondiente.

El día del partido, el miércoles próximo, no habrá venta de entradas en el Mario Kempes de Córdoba. Además, los simpatizantes de Central y de Boca deberán asistir a la cancha con su DNI. En caso de no presentarlo, no podrán ingresar.

Con todo en juego (Por Guillermo Ferretti)

Desde que comenzó su carrera como entrenador de Rosario Central, con debut en febrero de 2015, Eduardo Coudet dirigió 72 partidos. Y su ciclo, de más de 20 meses al mando del equipo, nunca estuvo en jaque por malos resultados.

Sin embargo, tras la derrota del último domingo frente a Newell’s, fue el Chacho quien condicionó su continuidad en el cargo. Y lo hizo apuntando a lo que suceda en el partido de la semana entrante ante Boca, por los cuartos de final de Copa Argentina.

En la antesala al duelo con los xeneizes, los auriazules visitarán este sábado a Huracán. Y lo harán en un escenario particular. Y el concepto no sólo tiene que ver con todos los condimentos que flotan alrededor del choque con Boca, que incluyen entre otras cuestiones el futuro de Coudet como DT auriazul. Además, el Canalla viene de sufrir dos derrotas consecutivas en el torneo, algo poco habitual en este largo ciclo.

Con el Chacho como técnico, Central nunca padeció tres caídas consecutivas. Pero por tercera vez en este mandato, tras las derrotas sufridas ante Estudiantes de La Plata y frente a Newell’s, los auriazules suman dos juegos perdidos en serie.

El Central del Chacho ya vivió una situación similar en ocasiones anteriores. Fueron dos oportunidades, y ambas estuvieron directamente vinculadas a caídas que dejaron marcas indelebles. Una de ellas incluye la final de la pasada edición de la Copa Argentina; y la otra, la eliminación de la Copa Libertadores. De todos modos, después de esas dos traumáticas situaciones, el equipo evitó el tercer revés en fila con una victoria.

La primera vez fue a fines del año pasado. El 1º de noviembre de 2015, el Canalla preservó jugadores pensando en la final de la Copa Argentina, justamente ante Boca. Y perdió en su visita a Banfield con un once alternativo (2 a 1).

Unos días más tarde, el 4 de noviembre, los auriazules cayeron en la definición de la Copa, en Córdoba, frente a los xeneizes (2 a 0), con aquel re-cordado y polémico arbitraje de Diego Ceballos.

Tras las dos derrotas, el 8 de noviembre, Central recibió a Boca en Arroyito por la fecha 30 del torneo de primera división de ese año, y le ganó 3 a 1.

La segunda vez que el equipo de Coudet sufrió dos caídas consecutivas, se dio a media-dos de este año. El 19 de mayo, en Medellín, el Canalla quedó eliminado de la Copa Liberta-dores por Atlético Nacional (3 a 1), que luego se coronaría campeón de la competencia.

Unos días después, el lunes 23 de mayo, los auriazules volvieron a perder. Fue en el marco de la fecha 16, última, del torneo pasado, ante Belgrano de Córdoba (1 a 0) en el Mario Alberto Kempes. La serie negativa fue interrumpida con un triunfo. Fue casi dos meses después, en Junín, en la victoria ante Villa Mitre de Bahía Blanca (1 a 0), por los 32avos de final de la Copa Argentina.

Ahora, con la mochila cargada por la irregular campaña y las últimas dos derrotas, Central visitará el sábado a Huracán. Pero lo hará con la mirada puesta en el decisivo encuentro del miércoles que viene en Córdoba, ante Boca por la Copa. Así, por tercera vez en el ciclo Coudet, el Canalla buscará evitar el tercer revés en serie. Algo que le servirá también para templar el ánimo de cara al choque copero que, segura-mente, marcará un antes y un después para el Central del Chacho.

Comentarios