El Hincha, Rosario Central

Panorama auriazul

Central está obligado a mejorar si quiere lograr el objetivo de jugar la Sudamericana 2022

El Canalla aún tiene chances matemáticas de meterse en la próxima edición del certamen internacional. Y en las ocho fechas que faltan jugarse del torneo, los auriazules enfrentarán a seis rivales directos, empezando por Racing este sábado en el Gigante de Arroyito

Amilcar Orfali

La consolidación de Central como equipo sigue en veremos. En el aspecto defensivo, no aparece una solución de fondo para algunos problemas de funcionamiento colectivo que se repiten, como la falta velocidad de los retrocesos, la cobertura inadecuada de espacios y las dificultades para recuperar la pelota. Toda situaciones que se agravan cuando aparecen los ya infaltables yerros individuales. En ese contexto, la generación ofensiva no siempre alcanza. El equipo del Kily González cuenta con futbolistas determinantes en ataque, pero algunas veces los desaciertos defensivos terminan pesando más que cualquier virtud y eso se refleja en la irregularidad de los resultados.

Aunque el sustento futbolístico hasta ahora es endeble, a ocho fechas del final del torneo los auriazules mantienen claras chances matemáticas de conseguir el objetivo trazado: clasificar para jugar en la edición 2022 de la Copa Sudamericana. Avalando esa posibilidad, los de Arroyito tendrán que enfrentar en este último tramo del campeonato a seis rivales directos en la pelea por meterse en la Copa. Y ese factor, sumado al corrimiento de posiciones que seguramente se dará en la tabla anual, abre expectativas de que el Canalla pueda alcanzar la meta proyectada a principio de la temporada.

En la tabla anual, escalafón que al final del torneo decidirá boletos para participar en las copas internacionales, Racing marca la línea inferior de clasificación a la Sudamericana del año próximo. Para jugar esa competencia, ya hay dos equipos argentinos que tienen su pasaje asegurado: Banfield y Boca. Por lo que restan otorgarse cuatro plazas, que podrían convertirse en cinco si Boca obtiene derecho a jugar Libertadores 2022, algo que se daría si los Xeneizes ganan la Copa Argentina (NdR: se encuentran en instancia semifinal de esa competencia eliminatoria), o si terminan entre los tres primeros de la tabla anual.

Además, el campeón del actual torneo también recibirá pasaje directo a la próxima Libertadores. Si el ganador de ese derecho se encuentra entre los tres primeros de la tabla anual, algo que parece muy posible que suceda, también habrá “corrimiento” de posiciones. Por lo que Central podría ser beneficiado hasta por dos desplazamientos en ese escalafón, situación que mejoraría notablemente las posibilidades del Canalla de acceder a la Sudamericana 2022.

En las ocho fechas que faltan jugarse del torneo, los auriazules enfrentarán a seis rivales directos en la pelea por clasificar a la próxima Sudamericana. Y cuatro de ellos aparecen sucesivamente en los compromisos que vienen. El primero será Racing, este sábado en el Gigante, por la fecha 18. Los de Avellaneda aventajan hoy por 5 unidades a los del Kily en la tabla anual. A diferencia de este cruce, los demás partidos serán ante contrincantes que se encuentran en condición similar a la de Central, por ahora fuera de zona de clasificación a la Copa Sudamericana: el domingo 31 de octubre el Canalla visitará a Unión por la fecha 19; el viernes 5 de noviembre jugará ante Defensa y Justicia en Florencio Varela por la fecha 20; y recibirá a Atlético Tucumán en Arroyito, en día a confirmar por la fecha 21.

Después de esa seguidilla de encuentros, Central se medirá ante dos equipos que se encuentran en otra discusión. En la jornada 22, el Canalla visitará en Santa Fe a Colón, que ya está clasificado para jugar Libertadores 2022 por ser el campeón del último torneo. Y en la fecha siguiente, la 23, los auriazules recibirán a River, que lidera el actual campeonato.

En las últimas dos fechas reaparecen los rivales directos en la pelea por ingresar a la próxima Sudamericana. En la 24, los de Arroyito visitarán a Lanús, que por ahora se encuentran instalados en zona de clasificación para la Sudamericana 2022. Y en el cierre del torneo, Central recibirá a Huracán, hoy algo relegado en la tabla anual, pero con chances de conseguir su boleto copero.

Con Racing en la mira

Los auriazules entrenaron este miércoles por la mañana en el predio de Arroyo Seco. Así, los dirigidos por Cristian González iniciaron la preparación de cara al partido del sábado, cuando por la fecha 18 reciban a Racing. Ese desafío está programado para jugarse desde las 20.15 en el Gigante de Arroyito.

Todavía no surgieron señales concretas respecto del probable equipo para medirse ante los de Avellaneda. Pero todo indica que habrá al menos un cambio en relación a los que fueron titulares el último martes en el empate frente a Platense en Vicente López (1-1). La variante marcaría el regreso de Damián Martínez, quien ya cumplió la fecha de suspensión que debía por acumulación de amonestaciones, en lugar de Fernando Torrent.

El plantel canalla volverá a trabajar este jueves por la tarde, nuevamente en el country. Mientras que el viernes lo haría por la tarde en el mismo escenario. Luego de ese ensayo, los futbolistas que sean citados por el cuerpo técnico quedarán concentrados en el hotel del predio a la espera del cotejo ante Racing.

 

Comentarios