Edición Impresa, Policiales

Pericia

Causa Monos: otra causa judicial contra “el Mabu”

La Justicia investiga dichos de Monchi Cantero contra el juez Vienna.


Ramón Machuca, alias Monchi o el Mabu, enfrenta una nueva causa penal. Esta vez por amenazas al juez Juan Carlos Felipe Vienna. Monchi, que se encuentra prófugo desde hace casi tres años en la conocida megacausa Monos que involucra a su familia, fue vinculado a un nuevo hecho delictivo que surgiría de una entrevista que Machuca brindó al periodista Martín Ciccioli. La nota fue puesta al aire por un canal porteño en enero pasado y la Justicia tomó nota de los dichos que tuvieron como destinatario al juez Vienna. Ello derivó en una investigación de oficio por amenazas que se inició en la Oficina de Imputados No Individualizados (NN) donde entre otras medidas se realizó una pericial acústica forense para determinar si era realmente Monchi. El informe dio positivo y las actuaciones fueron giradas, hace 10 días, al Ministerio de la Acusación para que avance en la pesquisa que tiene como sospechoso a Machuca.

En enero Canal 13 emitió una entrevista que el periodista Martín Ciccioli le hizo a un hombre camuflado detrás de una gorra con la leyenda “Mabu” y una falsa barba. El entrevistado dijo llamarse Ramón Ezequiel Machuca y agregó que estaba prófugo en una causa por asociación ilícita que involucra a su familia desde hacía más de dos años en la que no se presentaba porque no tenía garantías. Monchi o el Mabu –por “el más buscado”, como adujo –hizo foco en el juez Juan Carlos Vienna, quien estuvo a cargo de la instrucción de la causa que lo tiene como sospechoso. Durante la charla con el periodista lo nombró en varias oportunidades y le dedicó frases como “se lo dedico a todos los giles que arman causa como el juez Vienna y la Brigada de Judiciales. El más buscado no se rinde por nada” o “acá en Rosario no podés vender 100 gramos de droga si no tenés un arreglo con un juez como el juez Vienna, con un político o con un policía”.

En otro tramo, cuando Ciciolli le preguntó por qué mataron a su hermano, Claudio Cantero, el interlocutor dijo: “Lo que yo sé bien posta es que está metido el juez Vienna” y luego de explayarse en viajes del magistrado al exterior agregó: “Matar mata cualquiera, hay que ver si aguanta las consecuencias”. Esta nota dio origen a una investigación de oficio por parte de la Oficina de Imputados No Individualizados. Allí la fiscal Verónica Caíni llevó adelante la búsqueda de evidencia con el fin de determinar en forma inequívoca la identidad del entrevistado. Ante ello se realizaron diversas medidas, se solicitó la cinta original de la nota periodística, se tomaron distintas testimoniales entre ellas a Ciccioli y al juez Juan Carlos Vienna, quien declaró sentirse amedrentado por los dichos vertidos por el Mabu y finalmente requirió una pericial acústica forense que estuvo a cargo de la Policía Federal. En ella se comparó una escucha obtenida en la causa por asociación ilícita con la voz del entrevistado por Ciccioli. Esa conversación asignada a Machuca es citada en la nota televisiva y dice: “Fijate si me podés conseguir un par de cajas de confites de novillo, de 38 años, tiene el pibe éste y el otro 22”. Y su interlocutor afirma: “Listo, dale”.

Con esta escucha y la grabación de la entrevista donde el interlocutor del periodista se presenta como Machuca se realizó la pericia de voz que dio positivo. Ante la individualización del presunto autor de amenazas, la Oficina NN finalizó su tarea y la fiscal Caíni giró las actuaciones al Ministerio Público de la Acusación para que otro fiscal siga la pesquisa.

Comentarios