El Hincha, Rosario Central

Copa de la Superliga

Carnaval auriazul: Central debutó en el torneo con victoria ante Argentinos en el Gigante

Ganar siempre es bueno, mucho más en el inicio de un torneo. Y eso es lo que hizo el equipo del Kily, aunque el 2-1 ante Argentinos no refleje una mayor diferencia que hubo dentro de la cancha

Fotos: Franco Trovato Fuoco

Ganar siempre es bueno, mucho más en el inicio de un torneo. Y eso es lo que hizo el equipo del Kily, aunque el 2-1 ante Argentinos no refleje una mayor diferencia que hubo dentro de la cancha.

Central entró al partido con algunas inseguridades con la pelota, aunque sin pasar demasiados sobresaltos en defensa, más allá de alguna aproximación de Argentinos, como un cabezazo de Quintana o una jugada llena de rebotes que pudo terminar en gol a pura carambola.

El nuevo esquema 4-2-3-1 le dio más equilibrio a la contención del mediocampo, aunque siguieron las dudas en la pelota parada en contra. Y hubo futbolistas que se sintieron más cómodos, como Villagra, y otros algo perdidos.

A Zabala le costaba encontrar profundidad por derecha, y Gamba se mostraba impreciso. Así, como en el torneo pasado, la esperanza de generar acciones de riesgo parecían ser exclusividad de Emiliano Vecchio, aunque el enganche tampoco aparecía.

Una palomita de Ávila, que encontró una gran respuesta de Chaves, fue el aviso de que Argentinos tenía algunas dudas en defensa, en especial con los centros. Y el partido más tarde iba a confirmar esa sospecha.

Antes, una falla de la defensa local dejó a Vecchio mano a mano con Chaves, y el arquero lo tocó fuera del área. Era infracción y roja, pero Merlos entendió que no había sido falta.

Lo que hubiera sido una polémica para toda la semana, perdió fuerza a partir de los goles de Central, que llegaron como una ráfaga, en dos ataques consecutivos cuando se moría el primer tiempo con un 0-0 que parecía inmodificable.

Almada se animó a subir por el lateral y sacó un centro que no encontró defensores bien parados. Zabala remató sobre el cuerpo de un rival, pero Luca Martínez Dupuy estaba atento al rebote y puso el 1-0, festejado con lágrimas de emoción.

Aturdido, el Bicho perdió una pelota en la salida, y Villagra disfrazó un pase al vacío en asistencia mágica a Lucas Gamba, quien definió cruzado y potente para el 2-0. Todo un detalle para el ex Unión que llevaba 11 partidos sin anotar jugando como nueve, y al pasar por afuera encontró el grito olvidado.

El 2-0 era una ventaja enorme e impensada para el equipo del Kily al entretiempo, mucho más si se tenía en cuenta que el Argentinos de Milito no se mostraba demasiado firme.

La segunda parte encontró cierto letargo en el juego. Central se sintió cómodo con el resultado y buscó pararse ordenado a la espera de lo que pudiera hacer el rival. Y Argentinos evidenció no tener tantos argumentos como para insinuar una remontada.

El partido mostraba más chances de un tercer gol canalla que un posible descuento visitante. Y el palo tras un anticipo de Martínez Dupuy, y la mira desviada de Zabala tras un remate cruzado dejaron en claro que esa percepción era real.

Pero Central se confió demasiado. Desperdició chances, se relajó, le dio la pelota al rival y empezó a festejar antes de la cuenta. Y tras un lateral largo, Laso falló y Pucheta descontó a cinco del final.

No era necesario ese sufrimiento. Central tenía una noche de carnaval y casi le arruinan la fiesta. Al final hubo alivio, y festejo por un buen inicio. Y no es poco.

La previa del partido

Hora de jugar. Central recibe desde las 19.15 en el Gigante de Arroyito a Argentinos Juniors, por la primera fecha de la Zona A de la Copa de la Liga 2021. El encuentro será arbitrado por Andrés Merlos y televisado por la señal de cable TNT Sports.

El equipo que comanda Cristian González contará con los regresos al club del arquero Jorge Broun y del juvenil defensor Gastón Ávila, quienes serán titulares, mientras que el experimentado delantero Marco Ruben aún no está ciento por ciento en lo físico después del largo parate que se tomó a mediados del año pasado en plena pandemia y apoyará desde afuera.

Fatura, de 34 años, hizo las inferiores y jugó 105 partidos en la primera de Central, de donde partió hace casi 12 años. Y el Gato Ávila, zaguero de 19 años que hizo las divisiones inferiores en el Canalla, que todavía posee el 40 por ciento del pase, es la otra cara nueva que presentará este lunes el elenco de Arroyito.

El que no estará desde el arranque es Ruben, quien se tomó un descanso por la pandemia de Covid-19, pero ahora volvió al club en un regreso muy esperado por los hinchas.

El Kily González reemplazará al lateral izquierdo Lautaro Blanco por Joan Mazzaco, mientras que por derecha jugarán Facundo Almada como lateral y Diego Zabala como volante. Además, el entrenador apostará por un sistema de juego novedoso: 4-2-3-1, con Fito Rinaudo y Villagra en el doble cinco y Gamba como único punta.

Enfrente se parará el Argentinos Juniors que ahora comanda Gabriel Milito, que llega golpeado por las bajas por Covid-19 de los volantes Matías Pisano y Javier Cabrera, y del delantero Gabriel Hauche.

Además, en el Bicho de La Paternal están lesionados los defensores Matías Caruzzo, quien sufrió un traumatismo en la rodilla derecha; y Miguel Torrén, con una lesión de grado 2 en el músculo sóleo izquierdo. En tanto, el entrenador Gabriel Milito evalúa al lateral derecho Jonathan Sandoval, quien padece una molestia en el isquiotibial derecho.

Comentarios