El Hincha

Súper TC2000 en el Callejero

Canapino se tomó revancha y ganó en Santa Fe

Tras el abandono del sábado, el arrecifeño, poleman de ambas carreras, obtuvo su anhelado premio llevando al Chevrolet Cruze al máximo lugar de consagración en las calles de Santa Fe. Facundo Chapur (Citroën C4) y Matías Rossi (Toyota Corolla) completaron el podio


Se tomó revancha. ¡Y qué revancha! Tras el abandono del sábado, Agustín Canapino, poleman de ambas carreras, obtuvo su anhelado premio llevando al Chevrolet Cruze al máximo lugar de consagración en las calles de Santa Fe. Facundo Chapur (Citroën C4) y Matías Rossi (Toyota Corolla) completaron el podio. Cerró el poker de marcas Leonel Pernía con el Renault Fuence. Un total de 120.000 espectadores pasaron por el callejero durante los tres días.

Sin la lluvia, protagonista excluyente de la carrera nocturna, este mediodía con sol pleno se corrió la segunda final. La primera fila de la grilla mostró el duelo entre el poleman Agustín Canapino y Leonel Pernía, quienes desde el minuto cero de la carrera dejaron en claro sus pretensiones de vencer.

Pudo el de Chevrolet comandar el eterno pelotón, escoltado muy de cerca por el de Renault. El trompo de Néstor Girolami obligó a ver raros dibujos en el sector del final de boxes. Ya por ese entonces, la presión de Rossi desde el tercer lugar obligaba a Pernía a no desatender sus espejos retrovisores.

En el 5º giro el Auto de Seguridad neutralizó las acciones de superación, permitiendo así remover el Toyota Corolla de Julián Santero. El reinicio mostró a Pernía escoltar muy de cerca a Canapino (al igual que en el campeonato), en tanto Rossi buscaba su segunda victoria en las calles litoraleñas. El binomio de Citroën Chapur-Urcera era en ese entonces espectador de aquel duelo por el tercer lugar. Hasta que el C4 Lounge del rionegrino transitó por fuera del radio de giro ideal y el campeón Ardusso ascendió al 5º lugar.

Promediando la competencia, más exactamente en el 15º giro, Rossi exigió a su Corolla en un frenaje y dio cuenta de Pernía, pero el sorprendente Chapur pasó del 4º al 2º lugar tras una maniobra eternamente aplaudida por el masivo público. El Auto de Seguridad nuevamente puso paños fríos (para remover los vehículos de Milla y Salerno) en ese duelo que adquiría color y calor.

El “Déjà vu” de la competencia nocturna se vivía esta vez a pleno sol. El duelo Canapino-Chapur hacía vitorear al público santafesino. La chance de repetirse aquella disputa sabatina se daba en mayor medida al ingresar nuevamente el auto insignia para remover al Renault Fluence de Franco Riva.

El sprint final de 1 vuelta mostró la contundencia de Canapino, el ímpetu de Chapur y los deseos de Rossi, quienes en esas posiciones arribaron a la bandera a cuadros de la carrera diurna del “Gran Premio Quini 6” de Súper TC2000.

Si te gustó esta nota, compartila

Comentarios