Edición Impresa, Policiales

hubo 19 allanamientos

Cae jefe policial en Esperanza por sociedad con el juego clandestino

El comisario es el segundo en jerarquía de la Unidad Regional XI. Está acusado de cohecho por brindar protección a una red de juego clandestino desbaratada este jueves. Otro uniformado y 15 civiles completan la lista de detenidos.


Hace tres meses, la Fiscalía empezó a investigar una red de juego clandestino con base en Esperanza. Este jueves, 17 personas fueron detenidas, entre ellas dos policías: el subjefe de la Unidad Regional XI del departamento Las Colonias y un oficial que gozaba de licencia. Ambos serán acusados de cohecho por brindar protección a los organizadores de la red de juego ilegal.

Los detenidos cayeron en 19 allanamientos. Diez fueron realizados en Esperanza, cinco en Pilar y otros cuatro en las localidades de Recreo y Rafaela. Las fiscales Mariela Jiménez y María Laura Urquiza incautaron autos, máquinas tragamonedas, ruletas, armas de fuego, celulares y cámaras de vigilancia, además de una contadora de billetes y 130 mil pesos. La red estaba montada en cibercarfés y salas de videojuegos, dijeron los investigadores.

Los 15 civiles están sospechados de explotación, administración, operación y organización de juegos de azar sin la autorización correspondiente. Una fuente dijo que primero detuvieron a diez hombres y siete mujeres, de las cuales dos fueron identificadas y recuperaron la libertad. En tanto, el comisario mayor Dante Giménez, subjefe de la Unidad Regional XI de Policía, y uno de sus subalternos, deberán responder al delito de cohecho por brindarle protección a la organización.

La Fiscalía dijo que la investigación permitió detectar locales donde se jugaba y apostaba sin autorización a través de máquinas tragamonedas, ruletas y computadoras, algunos de los cuales estaban habilitados como salas de videojuegos y cibercafés.

El fiscal Regional de Santa Fe, Carlos Arietti, indicó este jueves en una conferencia de prensa que los allanamientos coronaron “una investigación de unos tres meses por diversos delitos que tienen que ver con los juegos de apuestas ilegales y cohecho”.

Arietti explicó que “las tareas investigativas se iniciaron hace tres meses a partir de información que surgió en otra investigación” y precisó la pesquisa contó con “escuchas telefónicas, seguimientos e inspecciones hasta coronar el trabajo con los allanamientos” realizados ayer.

También destacó que el trabajo desarrollado por la Policía de Investigaciones (PDI) del departamento Las Colonias, a cargo de los jefes Norberto Zimmerman y Cristina Nagel, junto a sus colegas de Inteligencia, cuyo jefe es Mario Monzón. También mencionó que de la pesquisa participó el fiscal de Rafaela, Martín Castellanos, quien estuvo a cargo de los allanamientos en su jurisdicción.

Por su parte, las fiscales Jiménez y Urquiza explicaron la situación de los policías detenidos. Dijeron que son investigados “por el amparo a la actividad ilegal a cambio de dinero”, figura que el Código Penal denomina cohecho. En tal sentido, precisaron que “algunos de los locales allanados estaban habilitados como cíber y de videojuegos”. En relación a la audiencia imputativa no se fijó fecha pero trascendió que podría tener lugar este viernes.

Dantesco

Según las fiscales, la investigación  comenzó con una denuncia en Asuntos Internos el año pasado. Lo llamativo es que el comisario Dante Giménez, detenido ayer, asumió la subjefatura de la Unidad Regional XI hace tan solo dos meses. Lo que significa que fue nombrado en su cargo pese a que era investigado por brindar protección a cambio de dinero. Tras el escándalo que provocó la noticia, el jefe de Policía de Santa Fe, José Luis Amaya, nombró ayer en su lugar a dos ex jefes de Asuntos Internos. Así, la cúpula de la departamental de Las Colonias está desde ayer a cargo de Eduardo Candia y Julián Aranda.

Comentarios