País

Buenos Aires: la obligaron a volver a su trabajo en forma presencial, contrajo covid y falleció

Gladis trabajaba en un call center. Bajo amenaza de despido tuvo que volver al lugar de su empleo, sin ser trabajadora esencial. Se contagió de coronavirus y murió. Esta situación fue repudiada y denunciada en un comunicado por el Cuerpo de Delegados del call AEGIS (Startek) CABA


El pasado lunes 25 de enero, Gladis Livias falleció por coronavirus que contrajo en su trabajo a la que fue obligada a asistir de forma presencial.  Gladis trabajaba para YPF Serviclub en forma tercerizada a través del call center ACC Group.

Sin ser trabajadora esencial y pudiendo trabajar en forma remota, Gladys Livias “fue expuesta al no tenerse en cuenta protocolos vigentes, condiciones de seguridad e higiene y al usar el transporte público, incumpliendo la patronal la obligación de ocuparse del traslado. Todo ello bajo la amenaza de perder su fuente de trabajo” , explicaron desde el cuerpo de delegados del call center.

Tras el positivo de Covid de Gladis, la empresa incluso se negó a tomar las medidas mínimas de aislar a los contactos estrechos y una cadena de contagios se produjo entre las y los trabajadores. La actividad laboral sigue desarrollándose de forma presencial exponiendo a grandes riegos a las y los empleados. Esta situación fue repudiada y denunciada en un comunicado por el Cuerpo de Delegados del call AEGIS (Startek) CABA.

Según su denuncia, ni el gobierno nacional a través del Ministerio de Trabajo o el gobierno de la ciudad de Buenos Aires o la justicia, han dado respuesta a las innumerables advertencias y denuncias de la falta de condiciones para la vuelta al trabajo presencial en la mayoría de los call centers. Por ello consideran que la organización independiente y democrática desde abajo puede por freno a este tipo de situaciones.

La empresa cliente ahora quiere desentenderse y pone en riesgo la continuidad laboral de los trabajadores que todavía prestan servicios para ella. Los delegados aseguraron que YPF “pretende no continuar otorgando trabajo al call center, dejando en una situación de absoluta incertidumbre a los trabajadores, muchos de los cuales ya fueron despedidos con causas inventadas para ahorrar el pago de indemnizaciones. A su vez, desconoce cualquier responsabilidad sobre el caso y ha anunciado que declinará el diálogo que mantenían a través del Ministerio de Trabajo”.

En este marco, los trabajadores pidieron “que los organismos competentes tomen cartas en el asunto, para evitar que esta situación continúe y poder proteger la salud y las fuentes de trabajo”

Comentarios