Mundo

Conflicto pesquero

“Batalla naval” entre franceses e ingleses por mariscos

Violenta disputa por las vieiras en el Canal de la Mancha. La regulación de Francia no permite su captura hasta octubre, Las embarcaciones inglesas bordean la zona exclusiva lo que generó una "guerra" de riesgo en alta mar.


Lanzamientos de piedras, insultos y maniobras peligrosas en alta mar en el Canal de la Mancha: la guerra por las vieiras entre ingleses y franceses dejó este martes el capítulo más violento hasta ahora. La regulación francesa no permite pescar hasta octubre, mientras que los pesqueros ingleses lo hacen en la actualidad a tan solo 12 millas náuticas de la costa francesa de Normandía.

Unas 35 pequeñas embarcaciones francesas salieron a impedir que cinco grandes embarcaciones ingleses siguieran con la pesca de vieiras. El presidente del comité regional de pesca de Normandía, Dimitri Rogoff, declaró que “los franceses salieron al encuentro de los británicos para impedir que pudieran trabajar. Hubo lanzamientos de piedras pero sin ningún herido”. Además, hubo lanzamientos de bengalas de humo, insultos y algunos choques entre embarcaciones.

Los franceses acusan a los británicos de agotar las reservas de mariscos de la zona, en una discusión que se remonta a hace muchos años pero que se profundizó a raíz de la inminente salida del Reino Unido de la Unión Europea. Los pescadores británicos pidieron la protección de la Royal Navy (Armada). La Federación británica de organizaciones de pescadores pidió “calma” ante esta situación e insistió en que la disputa debería ser resuelta a través de unas negociaciones.

“Hemos planteado el asunto al gobierno británico y hemos pedido protección para nuestras embarcaciones, que están pescando de manera legítima”, dijo el director de la federación, Barrie Deas, a la BBC. “Los problemas profundos detrás de estos enfrentamientos deberían ser resueltos en unas conversaciones, no en alta mar, donde alguien puede resultar herido”, agregó.

El director de la asociación de pescadores de Normandía, Dimitri Rogoff, dijo, en unas declaraciones divulgadas por los medios británicos, que estas escenas de violencia “muestran la exasperación de los pescadores normandos en una situación que continúa y no cambia. Yo pido a todos evitar estas situaciones que pueden poner en peligro vidas”.
La Comisión Europea, por su parte, instó ayer al Reino Unido y a Francia a encontrar una solución “amistosa”.

Invitamos a las autoridades nacionales a resolver toda disputa de manera amistosa, como han hecho en el pasado”, indicó el portavoz comunitario Daniel Rosario en rueda de prensa. Rosario recordó que la pesca de la vieira “está regulada a nivel nacional” y que “en los últimos años se acordaron medidas comunes entre Francia, el Reino Unido e Irlanda” al respecto.

Si te gustó esta nota, compartila

Comentarios