Ciudad

Un detenido

Autos y motos al corralón por alcoholemia y narcolemia positivas

Múltiples procedimientos llevados a cabo por la Secretaría de Control y Convivencia Ciudadana permitieron detectar a conductores que habían consumido alcohol o estupefacientes. Un total de 40 vehículos fueron trasladados.


La Secretaría de Control y Convivencia Ciudadana municipal procedió a la remisión de 40 vehículos este fin de semana por alcoholemia y narcolemia positivas, en el marco de múltiples intervenciones realizadas en horario nocturno. “Un tránsito seguro requiere de conductores respetuosos de las normas. La ingesta de bebidas alcohólicas o bien, el consumo de drogas son totalmente incompatibles con esa premisa”, manifestó el secretario Gustavo Zignago.

De acuerdo a lo que precisó el funcionario, entre el jueves a la noche y este domingo a la madrugada, se concretaron más de 375 intervenciones en el tránsito, en las que inspectores municipales junto a efectivos de la Unidad Regional II de la Policía de Santa Fe, fiscalizaron documentación y elementos de seguridad y también practicaron test de consumo de sustancias prohibidas en la conducción. Además, un masculino fue detenido en un operativo por agredir al personal municipal y policial.

Un total de 65 autos y motos fueron remitidos al corralón municipal, 20 porque sus titulares no pudieron acreditar los papeles reglamentarios o bien, no contaban con los dispositivos de seguridad vial requeridos. Los restantes: 35 traslados por alcoholemia y 5 más por narcolemia.

Zignago confirmó que el nivel más alto de alcohol en sangre registrado fue de 1.69, mientras que se detectaron en los test de narcolemia, tanto marihuana como cocaína.

Además, en la noche del sábado, en coordinación con la Policía de Santa Fe se trasladaron 4 motos más, 2 desde Oroño y Lamadrid y las 2 restantes desde Costa Alta.

En la madrugada del viernes se dio un hecho inusual, cuando en un operativo que se desarrollaba en el predio que da inicio al puente Rosario – Victoria, un individuo intentó atacar con piedras a los agentes municipales y policiales. Fue detenido, trasladado a la Subcomisaría 27° y su vehículo retirado al corralón municipal.

“Cada fin de semana redoblamos nuestro esfuerzo en prevenir accidentes de tránsito con controles rigurosos pero apostando fuerte a la construcción de una conciencia vial entre todos”, concluyó el Secretario Zignago.

Inspecciones

Entre los trabajos nocturnos desarrollados por los agentes municipales, se incluyeron las inspecciones a los locales Junior (Avellaneda y Marcos Paz) y Medellín (Provincias Unidas 2200). El Tribunal Municipal de Faltas dictó hace semanas la caducidad de habilitación de ambos comercios por lo que no pueden abrir sus puertas al público. Ninguno de ellos tuvo actividad este fin de semana.

Si te gustó esta nota, compartila

Comentarios