Policiales

Repercusiones

Ataques mafiosos: un amplio abanico de repudios

Los nuevos ataques contra el nuevo edificio del Centro de Justicia Penal y domicilios vinculados con jueces de la megacausa Monos, registrados el fin de semana, motivaron reuniones entre autoridades ejecutivas y judiciales


Los nuevos ataques contra el nuevo edificio del Centro de Justicia Penal y domicilios vinculados con jueces de la megacausa Monos, registrados el fin de semana, motivaron reuniones entre autoridades ejecutivas y judiciales, ante una saga que sigue sumando atentados intimidatorios y que por el momento no tiene detenidos. Durante la mañana de este lunes el gobernador de Santa Fe, Miguel Lifschitz, y el ministro de Justicia, Ricardo Silberstein, se reunieron en la sede de calle Balcarce 1551 del Colegio de Magistrados y Funcionarios del Poder Judicial de la provincia, institución que emitió un escueto comunicado que reiteró el pedido que ya realizó hace dos meses: “Se peticionó al Ejecutivo provincial que garantice la seguridad en los lugares de trabajo de los operadores del sistema como así también del público en general, usuario del servicio de justicia”. Escritos y declaraciones del mismo tenor emitieron el presidente de la Corte Suprema de Santa Fe, Rafael Gutiérrez, la defensa pública y la Asociación de Funcionarios Judiciales de la 2ª y 3ª circunscripción de la Provincia de Santa Fe.

“El Consejo Directivo escuchó las apreciaciones vertidas por las máximas autoridades provinciales y reiteró su reclamo para que proceda a adoptar todas las medidas que, dentro del marco previsto por la Constitución y las leyes, resulten menester a fin de revertir en lo inmediato la situación de concreta afectación al normal funcionamiento de las Instituciones que los episodios violentos han generado”, reza el comunicado del Colegio de Magistrados.

“Se reitera –dice el escrito– la necesidad de continuar con las medidas de preservación de la seguridad personal de los funcionarios y magistrados que han intervenido, o tienen que intervenir, en procesos de gran trascendencia pública”. A la reunión asistieron los ministros de la Corte Suprema de Justicia Roberto Falistocco, Mario Luis Netri, María Angélica Gastaldi y Daniel Erbetta, y el presidente de la Federación Argentina de la Magistratura, Ariel Ariza, entre otros.

El sábado balearon el flamante Centro de Justicia Penal, donde en abril pasado fue condenada la banda de los Monos, también un edificio barrio Martin donde vivió la jueza Usandizaga, integrante del tribunal que sentenció en primera instancia. Fue el décimo ataque vinculado con el clan de la Granada.

“Estoy muy preocupado”

En declaraciones a LT8, el presidente de la Corte Suprema de Justicia, Rafael Gutiérrez, también se refirió a las balaceras vinculadas con ex propiedades de funcionarios judiciales. Calificó al problema de gravísimo y destacó la falta de resultado en la investigación.

“Estoy muy preocupado –alertó Gutiérrez–. Fundamentalmente porque acá hay riesgos personales para los magistrados y sus familiares, y también desde el punto de vista institucional, como el mismo gobernador (Miguel Lifschitz) lo reconoció”.

“No se olviden que tenemos que controlar la seguridad del edificio de calle Balcarce, donde se cuidan aproximadamente 6 mil o 7 mil personas por día. Estamos trabajando para poner una serie de aparatos, como grabaciones, filmaciones en los edificios, para controlar la seguridad”, adelantó.

Gutiérrez expuso que la inteligencia y la prevención son necesarias para asegurar la institucionalidad. “Acá hay una mano negra que está manejando todo esto con la intención que todos suponemos, de tratar de intimidar a los jueces que tienen que actuar, fundamentalmente en la Cámara de Apelaciones”, destacó.

El presidente de la Corte provincial fue consultado sobre los responsables de la falla en el avance del a investigación. Refirió que el Ministerio Público de la Acusación tiene que investigar “pero también hay que ver con quien trabaja”. Es decir, “si es con fuerzas provinciales o medios nacionales: Policía Federal y Gendarmería.

“Pero lo que hay que hacer acá es hablar menos y hacer más”, subrayó. Y destacó que el ministro de seguridad, Maximiliano Pullaro, “por ahí hace algunas declaraciones que son bastante imprudentes, en vez de preocuparse por la investigación”.

En cuanto a la apelación de la condena en el juicio a la llamada banda de Los Monos, que iniciará la próxima semana, dijo que estuvo reunido con dos de las camaristas que llevarán adelante las audiencias para asegurar los medios tecnológicos y de seguridad para realizarlas en forma normal. También analizan realizar las audiencias por videoconferencias para no trasladar a los presos aunque aún no está resuelto. En cuanto a la posibilidad de que el juicio federal conocido como Los Patrones se lleve a cabo en el Centro de Justicia Penal explicó que ello debería solicitarlo y la Corte en pleno estudiar si es conveniente o no.

Más comunicados

Desde el Servicio Público Provincial de Defensa Penal manifestaron su repudio al ataque perpetrado durante la madrugada del sábado contra el Centro de Justicia Penal de la ciudad de Rosario y mostraron su preocupación ante la repetición de este tipo de hechos que hacen foco en el funcionamiento de justicia.

Otro mensaje fue el de la Asociación de Funcionarios Judiciales de la 2ª y 3ª circunscripción de la Provincia de Santa Fe, que siguió la misma línea. La asociación mostró su respaldo y acompañamiento a todos los empleados, funcionarios y magistrados abocados a la tarea de impartir justicia en dicho ámbito e instó a las autoridades políticas a que se adopten todas las medidas que sean necesarias para garantizar la seguridad de todos, particularmente la de los jueces y fiscales de modo que no se vean coaccionados en el recto ejercicio de sus funciones.

Si te gustó esta nota, compartila

Comentarios