Coronavirus

Asoma la vacuna a Santa Fe, pero piden mantenerse en alerta y continuar con los cuidados: “La pandemia no terminó”

La ministra de Salud, Sonia Martorano, se reunió con un funcionario nacional, Martín Sabignoso para abordar detalles finales de una aplicación “masiva simultánea y eficaz”. Se arrancará por la primera y última líneas: personal de Salud y adultos mayores


El final de la pandemia ya comienza a ser parte del horizonte cercano. Ayer funcionarios y funcionarias provinciales recibieron a autoridades nacionales con el objetivo de avanzar en el operativo de vacunación contra el covid-19 que se avecina en el país, en un hecho sin precedentes. La distribución, indicaron, será “federal” y también “inmediata” a partir del arribo de las dosis que, estimaron, se producirá entre los últimos días de diciembre y los primeros de enero. En ese marco, la ministra de Salud de la provincia, Sonia Martorano, y el secretario de Equidad de la Nación, Martín Sabignoso, dieron los primeros detalles de la estrategia que se está montando para este quiebre “histórico”.
“Estamos trabajando toda la logística de la vacunación, algo que es muy importante a nivel mundial. Necesitamos vacunar mucha gente en simultáneo y en poco tiempo”, describió Martorano. Y puntualizó: “La provincia viene trabajando en un comité interministerial, ya que se requiere de muchas miradas: Salud, Seguridad, Desarrollo Social y Ambiente. Todos colaborando para que esta logística se desarrolle del modo más correcto posible”.
La jefa de la cartera sanitaria destacó, en ese marco, la importancia de la reunión con el funcionario nacional que llegó a la provincia. “Hoy recibimos al secretario de Equidad para recibir sugerencias y la mirada federal que nos interesa desde el gobierno nacional, algo que se planteó desde el inicio de la pandemia y que no se veía hacía mucho tiempo”, realzó Martorano.
Por su parte, Sabignoso resaltó que “la provincia ha trabajado de manera ejemplar” desde el inicio de la pandemia y realzó: “Ha tenido un abordaje especial, por lo que ha podido minimizar lo más posible los contagios”.
Y dio la pista inicial sobre por cuál vía se iniciará el megaoperativo: “Estamos trabajando en la identificación y priorización de las personas que tienen alguna patología de base. Son grupos con los cuales se está trabajando para convocarlos y planificar la vacunación en lugares accesibles y seguros”.

 

Cuestión de temperatura

El secretario de Equidad explicó que una de las cuestiones claves de la vacuna es la conservación. “Hay una logística que forma parte de la cadena de frío, porque se necesitan menos de 20 grados, para lo cual adquirimos tecnología apta para este fin. Por eso decimos que a la masividad y a la simultaneidad hay que agregarle la logística del frío. Santa Fe tiene una industria de refrigeración muy importante, por lo que nos va a permitir acceder a todo lo que necesitamos”, consideró Sabignoso.
A ello, la ministra Martorano apuntó que adelante de todo estarán la primera y la última líneas de la pandemia: “En el mundo se prioriza al personal de Salud, y a todos aquellos que están en la primera línea. También las personas que residen en geriátricos. Hemos trabajado muchísimo con estas personas, que están priorizadas y nominalizadas. Iremos hacia ellos, comenzando por los lugares que alojen a más de 90 personas, luego a los que son de 30 a 60 y posteriormente en los que permanecen menos de 30 personas”.

 

Vacunas por millones

Sabignoso resaltó el carácter histórico de la campaña: “Todos los años se administran 40 millones de dosis, pero ahora estamos planificando 60 millones de dosis para argentinos y argentinas en un período de un semestre”. Es decir, un tercio más, y en la mitad del tiempo. “Por eso es tan importante trabajar previamente, tener un diagnóstico preciso sobre la población de riesgo en la provincia, sobre las capacidades que queremos implementar, los registradores, la refrigeración, entre otros puntos”.
Y Martorano apuntó: “La provincia está trabajando muy bien, y en pocos días, cuando lleguen las vacunas, vamos a poder aplicarlas”.
Para ello, tras las dosis iniciales y la estructura para su resguardo, una tercera pata es la aplicación misma, lo cual se torna complejo en adultos mayores. “Se están evaluando todas las posibilidades, porque en esta época estival las temperaturas son altas. Y si bien se buscan espacios abiertos, quizás para este tipo de población hoy no sea lo más recomendable; por ello los estudios que estamos realizando”.
Por lo que se sabe hasta ahora, en un tiempo que ya se mide en días todo comenzará. El funcionario nacional se refirió al anuncio, en la víspera, del ministro de Salud, Ginés González García, y del presidente Alberto Fernández, quien ya se comprometió a ser el primer argentino en inocularse la vacuna rusa. “El contrato, en este caso con la Federación Rusa, nos garantiza 20 millones de dosis, con lo cual vamos a poder vacunar a 10 millones de personas”, marcó. Es poco menos de la cuarta parte de la población nacional, y ya que cada persona debe recibir dos dosis para inmunizarse ante el coronavirus.
“Inicialmente estaremos recibiendo a fines de diciembre y principios de enero las primeras dosis y se comenzarán a aplicar inmediatamente en todo el país porque la distribución se realizará con un criterio de equidad con todas las provincias, tal como hemos trabajado durante toda la pandemia con el objetivo de que la Argentina sea cada vez más federal y que el país sea un potenciador de las decisiones que toman las provincias en beneficio de la gente”, marcó el secretario nacional.
Y en la misma línea se articulará desde el gobierno provincial con las administraciones municipales y comunales, anticipó Martorano. “Se trabajará con los gobiernos locales en un plan sinérgico que abarcará todo el territorio provincial. Por tal motivo es muy importante la participación y compromiso de los municipios y comunas para que esta campaña sea exitosa. Luego de las reuniones con las autoridades nacionales, mantendremos los encuentros con las administraciones locales para ajustar los detalles logísticos”.
“Será un desafío muy grande e inédito que requerirá un esfuerzo mayúsculo de todos y todas. Por eso, mientras trabajamos en la vigilancia, prevención y bloqueo de la circulación del coronavirus, y en la agenda no Covid de enfermedades estacionales y crónicas, nos ocupamos en estar preparados para iniciar la campaña de vacunación de la mejor forma posible”, concluyó la ministra de Salud.

 

Manteniendo alerta roja

El funcionario de la Nación hizo especial hincapié en “algo que destaca siempre” el ministro Ginés, “y es que la pandemia no ha pasado”. Ni aún con el megaoperativo que se avecina y que, en rigor, ya se está haciendo: desde marzo pasado las Fuerzas Armadas vienen cumpliendo tareas de asistencia en todas las provincias con 14 comandos regionales, en la movilización de tropas más importante en casi cuatro décadas, desde la guerra de Malvinas en 1982.
“Por supuesto que la vacuna –aclaró Sabignoso– nos va a permitir ir saliendo de esta situación; en principio nos va a permitir disminuir mortalidad y posteriormente nos ayudará a generar inmunidad en la población y bajar el número de contagios. Pero la posibilidad de una segunda ola, como estamos viendo en Europa, es por lo que tenemos que seguir cuidándonos entre todos, respetando las pautas de higiene, las medidas de distanciamiento. Se aproximan las fiestas y todos queremos estar reunidos con nuestros afectos, pero queremos ser muy cuidadosos. La mejor manera de compartir es esa”.

 

Voluntariado abierto

El Ministerio de Salud de la provincia recordó que hasta este martes 15 de diciembre continúa abierta la inscripción para vacunadores voluntarios, personas con o sin experiencia, mayores de 18 años, que sean personal y técnicos de salud y/o estudiantes vinculados a la salud. Los interesados pueden inscribirse a través de este enlace.

Comentarios