Economía, Política

En crisis

Aníbal Fernández: “Esto tiene olor a que termina en un bono”

El ex candidato a gobernador bonaerense puntualizó que esta situación sólo se resuelve esperando que alguna vez (las autoridades) tomen una buena política y se acuerden de que en el medio tiene que estar el pueblo.


El ex jefe de Gabinete Aníbal Fernández expresó este sábado que las medidas económicas anunciadas el viernes por el gobierno nacional para frenar el valor del dólar tienen olor a que termina en un bono que va a caer en el mercado.

“Esto tiene olor a que termina con un bono. También demuestra que los que se querían jactar de dar una imagen de buenos administradores no lo son porque cuando la tasa empieza a ser cada vez más grande, es más grande la posibilidad de que no lo cobres nunca”, dijo Fernández en declaraciones radiales.

En este sentido, el ex candidato a gobernador bonaerense puntualizó que esta situación sólo se resuelve esperando que alguna vez (las autoridades) tomen una buena política y se acuerden de que en el medio tiene que estar el pueblo.

El viernes, el ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne, anunció que habrá un ahorro de 3.200 millones de dólares en las cuentas públicas este año, producto de un baja del déficit fiscal desde el 3,2% del Producto Bruto Interno proyectado para este año, al 2,7%.

En tanto, el Banco Central dispuso aumentar la tasa de política monetaria en 675 puntos básicos y fijarla en 40%, lo que logró frenar la fuerte suba que había registrado el dólar.

 

Favorece a exportadoras

Por su parte, el gobernador de la provincia de Río Negro, Alberto Weretilneck, expresó su preocupación por la corrida cambiaria del dólar y consideró que la devaluación de la moneda nacional es favorable a la producción de exportación de la provincia y el turismo, pero indicó va en contra del esfuerzo del gobierno nacional por contener la inflación.

“Desde la actividad exportadora es favorable. Para la fruticultura un dólar que hace dos años estaba en 9,50 pesos y hoy en 22, nos pone muy competitivos en el mercado internacional. Para la lana y la producción de merluza y langostinos, también. Y para la producción hidrocarburífera igual. Para el turismo es positivo, porque nos abaratamos en comparación con otros destinos y ayuda a una temporada invernal positiva”, destacó, en primer lugar, en diálogo con Télam.

Sin embargo, inmediatamente, el gobernador rionegrino agregó: “Pero vemos que la influencia del dólar en la economía nacional es un factor inflacionario. El gobierno nacional está haciendo un gran esfuerzo para frenar la inflación, y viendo el impacto que tiene el tema en los combustibles, los alimentos y la logística del país, obviamente es preocupante”.

“En una economía con la mentalidad de los argentinos, a los que nos gusta ver un rumbo económico claro, creo que este tema del dólar subiendo de a 20 o 30 centavos todos las semanas, genera incertidumbre, y eso aparece como muy peligroso”, concluyó Weretilneck.

Comentarios