Coronavirus, Mundo

Vaticano

Aislado en medio del Vaticano, Benedicto XVI cumple 93 años

El Papa emérito cumple años en medio de una cuarentena que lo mantiene aislado en el monasterio en el que vive dentro de los jardines vaticanos


El papa emérito Benedicto XVI, quien renunció a su pontificado en febrero de 2013, cumple este jueves 93 años en medio de una cuarentena que lo mantiene aislado en el monasterio en el que vive dentro de los jardines vaticanos.

Ratzinger, nacido en la ciudad baviera de Marktl en 1927, había sido elegido el pontífice número 265 de la Iglesia en 2005, y renunció el 28 de febrero de 2013, dando lugar al cónclave que luego eligió a Jorge Bergoglio como el primer papa latinoamericano el 13 de marzo de ese año.

“Soy un hombre anciano al final de su vida. Solía tener una gran elocuencia, ahora ya no funciona”, se describió a sí mismo Ratzinger en la última entrevista que concedió hasta el momento, en enero de este año.

Recluido desde que renunció en el monasterio Mater Ecclesiae, en los jardines vaticanos, Ratzinger se mantiene acompañado por su secretario personal, Georg Ganswein, un monseñor alemán considerado responsable de haber creado una imagen de Benedicto como principal opositor a Francisco.

A inicios de este año, la supuesta firma de Benedicto XVI en un libro con una férrea defensa del celibato junto a uno de los cardenales más críticos de Bergoglio, el guineano Robert Sarah, volvió a disparar los cruces entre los sectores conservadores de la Iglesia y los que apoyan a Francisco. Semanas después, Ganswein fue removido de varias de sus funciones a cargo como prefecto de la Casa Pontificia

El año pasado, los cruces entre Benedicto y los sectores aliados a Francisco se dio luego de la publicación de una carta con la firma del papa emérito, en la que analiza la crisis de abusos que atraviesa la Iglesia.

En la misiva de 18 páginas que llevaba su nombre, pese a que está casi ciego y se vale de asistentes personales de manera constante, el papa emérico culpablizó entonces a los cambios sociales posteriores al denominado “mayo del 68” como origen de los problemas de pederastía a nivel eclesial.

Con su salud definida como “una vela que está por apagarse” desde hace años, Ratzinger no sale del Vaticano desde julio pasado, cuando tras cuatro años sin salir recorrió la zona de los denominados “Castelli romani”, en las afueras de Roma.

Comentarios