Edición Impresa, Política

#Paso2017

Aire para Macri y arremetida de CFK


Como primera imagen rumbo a las elecciones generales del 22 de octubre, las primarias abiertas, simultáneas y obligatorias (Paso) mostraron a Cambiemos fortalecido en distritos importantes del país, aunque el clima de festejo se apagó en parte cuando Cristina Fernández de Kirchner en el final del escrutinio en la categoría senador del territorio bonaerense se acercaba a Cambiemos, hasta que el escrutinio se frenó con el 89% de las mesas escrutadas. Hasta allí, Esteban Bullrich (Cambiemos) lograba una ventaja de 0,29% sobre la ex presidenta.

Además de la buena elección de la ex presidenta, al peronismo también le fue bien en Santa Fe, donde se ubicó segundo muy cerca de Cambiemos, por encima del Frente Progresista, que estuvo muy lejos de lo previsto y quedó en un incómodo tercer lugar en la suma de cada fuerza.

En Santa Fe, con el 29% de los votos de Albor Cantard, Cambiemos se posicionó en el primer lugar para enfrentar la renovación de los 9 diputados nacionales en octubre y, aunque no le sobró nada, demostró la efectividad de la estrategia que bajó desde Buenos Aires con un nombre que tenía alto índice de desconocimiento en el arranque del proceso electoral.

En Rosario, la sumatoria de los dos candidatos a concejal de Cambiemos, Anita Martínez y Roy López Molina, prácticamente dobló en votos al Frente Justicialista, segunda fuerza en cantidad de votos, donde ganó, holgado, el ex concejal Roberto Sukerman. La escasa diferencia entre ambos candidatos del PRO no alcanzó a definir la eventual candidatura a intendente para 2019. Siguen anotados los dos.

Aunque opacada por la arremetida de Cristina en el final, la posibilidad cierta de triunfar en distritos clave en octubre le da aire a la gestión de Mauricio Macri. Los números de ayer en Córdoba, con el 44% de los votos, en Capital Federal (49,5%), y la sumatoria de sufragios lograda en Santa Fe terminaron de configurar un mapa casi ideal para Cambiemos.

En provincia de Buenos Aires Bullrich superaba en votos a Cristina Fernández de Kirchner durante todo el escrutinio, en un resultado que resultaba sorpresivo en relación con lo que marcaban las encuestas, pero finalmente, cuando ingresaron los datos completos de la tercera sección electoral, la ex presidenta descontaba voto a voto.

El peronismo que decidió ir detrás de Cristina Fernández bajo el sello de Unidad Ciudadana tuvo también una buena elección en Santa Fe, donde Agustín Rossi superó en la interna a la ex jueza Alejandra Rodenas y se llevó el segundo lugar en la tabla de candidatos más votados. Rossi y Rodenas sumados superaron en votos a Cantard en Rosario. En Buenos Aires, la ex presidenta se hizo fuerte en la tercera sección electoral, y desde allí descontó la diferencia que obtenía Esteban Bullrich en el resto de la provincia.

 

En relación con la pelea de fondo en 2019, con el resultado en las elecciones de ayer, Cristina Fernández vuelve a ser seductora para el resto del peronismo a la hora de elegir una conducción, mucho más luego del magro resultado de Florencio Randazzo, que apenas superó el 5% de los votos, y de la pobre cosecha de Sergio Massa que estuvo en el orden del 15%.

En la provincia, la sorpresa más grande fue la elección del Frente Progresista, tanto en la categoría de diputados nacionales como a concejales de Rosario. El candidato a diputado Luis Contigiani lo definió en una frase: “Esperábamos más, aunque es un buen piso para octubre”. La elección de los candidatos a concejales en la ciudad mostró un panorama similar al de la provincia, aunque la diferencia del Cambiemos rosarino alcanzó un porcentaje mayor que el registrado por Cantard.

La performance del candidato del oficialismo Pablo Javkin estuvo muy lejos de lo esperado en el Frente Progresista, aunque superó  a sus opositores en la interna. Igual,  Javkin recordó que hace dos años al oficialismo local también le tocó correr de atrás.

Si te gustó esta nota, compartila