Edición Impresa, Política, Últimas

Ahora, Bullrich le pega a Alfonsín por llamar a Binner

La diputada reprochó que el radical hablara con el gobernador tras su opinión sobre las retenciones.

La diputada de la Coalición Cívica Patricia Bullrich pidió ayer “voluntad” para poder subsanar las diferencias entre los socios del Acuerdo Cívico y Social (ACyS), pero luego de que su jefa política, Elisa Carrió, anunciara por carta que dejaría en suspenso su pertenencia al frágil conglomerado político opositor, abrió otro frente de tormenta: cuestionó a su par radical Ricardo Alfonsín por haber llamado al gobernador de Santa Fe, Hermes Binner, un día después de que el socialista ratificara su opinión de que las alícuotas de las retenciones las debe fijar en última instancia el Ejecutivo nacional.

Puntualmente, Bullrich salió a criticar a Alfonsín por interpretar que “no es una buena demostración de direccionalidad” política llamar a Binner luego de sus declaraciones a favor de que el Ejecutivo fije el nivel de las retenciones a las exportaciones agropecuarias, en una posición contraria –dijo la diputada– a la de los integrantes del Acuerdo. El propio gobernador había salido a aclarar que no había hecho más que recordar su postura histórica al respecto, y que aunque opinara que en un futuro esos derechos de exportación deberían ser transformados en un impuesto a las ganancias, mientras estuvieran en vigencia eran parte de la política económica que le corresponde instrumentar a la Casa Rosada.

“Me parece muy bien que Alfonsín tenga buenas formas, pero en algunos momentos también hay que darle una dirección a las cosas, en ese sentido, llamarlo a Binner después que hace una declaración inconveniente para nuestra promesa electoral del campo me parece que no es una buena demostración de la direccionalidad que queremos darle”, se quejó la diputada.

Bullrich remarcó además que, pese al portazo epistolar de Carrió, el compromiso parlamentario con el ACyS se mantiene por el “que se asumió con la gente” en las elecciones a legisladores del año pasado. Pero igual, siguiendo a Lilita, aclaró que en “la segunda etapa, que es una coalición para una construcción de una gestión de gobierno, hay una discusión” sin zanjar.

Con todo, Bullrich intentó mostrar que el desplante de la chaqueña no tiene por qué ser considerado definitivo: al ser consultada sobre la posibilidad de mantener la integración de la Coalición Cívica al ACyS, se mostró con las mejores expectativas, aunque pidió “voluntad” a sus pares.

Comentarios