Edición Impresa, El Hincha

Ahora, ¿denunciado?

Buonanotte accidentado. La Justicia investiga si viajaba a elevada velocidad y está a la espera del test de alcoholemia.

Como si fuera poco el duro golpe que le toca afrontar a Diego Buonanotte, un fiscal podría acusar al jugador de River por “triple homicidio culposo”, tras la muerte de los tres amigos que viajaban con él raíz del accidente de tránsito del pasado sábado.

Se trata del fiscal Carlos Colimedaglia, quien planteó que la Justicia trabaja en la investigación con esa hipótesis por la elevada velocidad en la que se habría desplazado el Peugeot 307 de Buonanotte al momento del accidente.

La Justicia también espera los resultados del examen de alcoholemia al que fue sometido el jugador en el hospital de Venado Tuerto.

El fiscal intervendría de oficio, ya que hasta el momento no hay ninguna persona que haya presentado alguna denuncia formal contra el futbolista.

“Estamos trabajando con la hipótesis de un homicidio culposo y está imputado en forma genérica. Está probado que conducía Buonanotte. Veremos si existe o no alcohol en sangre. Eso se mandó a un laboratorio de La Plata. En el transcurso de la semana tendremos los resultados de esa pericia”, describió el fiscal. Y luego amplió: “Si encontramos que el accidente se produce por impericia o violación a normas reglamentarias de circulación vehicular, (Buonanotte) va a ser acusado de triple homicidio culposo”.

Por otra parte, fuentes policiales informaron ayer a la agencia Télam que los expertos de la Delegación Junín de la Policía Científica ya arribaron a una conclusión preliminar sobre el lugar del accidente, en la ruta 65.

De acuerdo a los peritos, donde se accidentó el Peugeot 307 de Buonanotte había charcos de agua de hasta tres centímetros de profundidad que pudieron haber desestabilizado el vehículo. Una fuente policial explicó a Télam que “la calzada está hundida por el paso de los camiones que, por su peso, dejan como una huella en el asfalto y allí, cuando llueve, se acumula el agua”. Además, comentó que los peritos determinaron que el auto colisionó contra dos árboles y que al hacerlo contra el segundo el auto “se abrazó” y se deformó como una herradura.

Comentarios