Ciudad

Golpe al bolsillo

Agua: tras propuesta de suba se vienen las audiencias

Mientras la compañía busca un aumento del 50 por ciento en la tarifa, esta semana se abrió la inscripción para el encuentro que se realizará en Rosario el 1° de febrero


El Ente Regulador de Servicios Sanitarios (Enress) abrió la inscripción para las audiencias públicas que se realizarán a principios de febrero en el marco del ajuste de tarifa del 50% propuesto por Aguas Santafesinas para el segundo semestre de este año. Según el titular del organismo, Oscar Urruty, la suba que busca la compañía estatal es desmedida. “Hoy se está discutiendo un aumento paritario con un techo que se quiere imponer del 15 por ciento, y las pautas inflacionarias en ningún caso superan el 17%. Se está buscando meterle la mano en el bolsillo a la gente con una transferencia directa al Estado”, señaló el dirigente.

En diciembre Aguas Santafesinas anunció que volverá a aumentar las tarifas en 2018 realizando la solicitud al Ministerio de Infraestructura, del cual depende la empresa.
El servicio subiría en un 50% respecto de las tarifas abonadas por los usuarios en 2017. La idea es que el aumento se realice en dos escalones, entre el tercer y cuarto bimestre, con un ajuste del 25 por ciento en cada caso.

El pedido de ASSA quedó a disposición del Gobierno provincial, que lo elevó al Ente Regulador de Servicios Sanitarios. Allí ya se están evaluando los datos proporcionados por la prestadora de agua.
Ese es el marco en que se realizarán las tres audiencias públicas que tendrán lugar a inicios de febrero. Las primeras serán el jueves 1 en la sede de Gobernación de Rosario y (al día siguiente) la capital provincial. La restante se hará el 6 en la ciudad de Gálvez.

Urruty explicó que para las dos reuniones iniciales la inscripción está abierta. Mientras que mañana y pasado se realizará el proceso en Gálvez. Tras las audiencias (que no son vinculantes) el gobierno provincial determinará si el aumento es viable y qué porcentaje se autoriza finalmente.

Para Urruty el número propuesto es desmedido. “Hoy se está discutiendo un aumento paritario con un techo que se quiere imponer del 15 por ciento, y las pautas inflacionarias en ningún caso superan el 17%. Pero más allá de las cifras hay que ver qué es lo que la gente puede pagar. Con esta propuesta se está buscando meterle la mano en el bolsillo a los usuarios, hay una transferencia directa de las personas al Estado”, señaló el dirigente en diálogo con El Ciudadano.

El titular del Enress dijo que el fuerte ajuste tiene “que ver más con un plan del gobierno provincial de retirar aportes para el funcionamiento y de esta manera permitir que la empresa se sostenga sola con los recursos que provienen de los usuarios”.

“Antes habría que mejorar la eficiencia y ver la manera en la que la administración provincial se hace cargo de un agua de consumo social”, agregó.

 

El argumento

 

En tanto, desde la compañía estatal volvieron a fundamentar el pedido de incremento en la necesidad de contemplar los costos de producción registrados desde septiembre de 2016 hasta septiembre de 2017. Al mismo tiempo, se tienen en cuenta las variaciones estimadas para el año 2018 en valores de insumos como combustibles, energía, salarios, productos químicos y nuevas unidades de servicio.

La suba también apunta, señalaron desde la empresa, a lograr “una relación de equilibrio entre la tarifa y los aportes que el Estado provincial destina para cubrir los gastos de Assa”, con el objetivo de tornarla autosuficiente en 2019.

Desde Assa aseguraron que, dado que primero y segundo bimestre del 2018 los valores tarifarios propuestos serán los mismos vigentes en 2017, “el incremento real de bolsillo a lo largo del 2018 llegará al 32 por ciento”.

También remarcaron que “cuando se termine de aplicar la nueva grilla tarifaria, el 66 por ciento de los usuarios residenciales no pagarán más de 818 pesos bimestrales, es decir 409 pesos por mes”.

 

Lo que más sube

 

Aguas también defendió su pedido de incremento al asegurar que “la estructura de costos en sus rubros más críticos continúa siendo afectada por los aumentos de precios”. En torno a la asistencia estatal, Urruty contó que el Tesoro provincial aportó 470 millones de pesos en 2017 para cubrir el 20,69 por ciento de los gastos operativos de Aguas. La provincia también se hace cargo de la totalidad de las inversiones, por 1.392 millones de pesos en 2017.

Si te gustó esta nota, compartila