Ciudad, Edición Impresa

Pelea de bolsillo

A la calle por el trabajo y el salario

Estatales de las dos centrales obreras, docentes públicos, privados y universitarios, y personal de la salud confluyeron con empleados de General Motors en reclamo de un cambio de rumbo económico y paritarias libres y sin techo.


Trabajadores de los gremios estatales, de educación pública y privada y profesionales de la salud se movilizaron este miércoles desde la plaza 25 de Mayo, frente a la Municipalidad, hacia plaza San Martín, frente a la sede de Gobernación, en reclamo por la reapertura de la paritaria nacional docente y por una paritaria provincial sin techo salarial. Estatales de ATE y UPCN, docentes de Amsafé, Sadop y Coad, trabajadores de la salud de Siprus marcharon juntos acompañados por dirigentes y militantes del Movimiento Sindical Rosarino y la CTA. Y también se manifestaron los empleados suspendidos de General Motors en defensa de los puestos de trabajo, y organizaciones sociales y estudiantiles.

El eje de la convocatoria fue la discusión salarial en el empleo público y los planes de ajuste y despidos que afectan a toda la clase trabajadora. Desde los diversos gremios adelantaron que las medidas de fuerza continuarán la semana próxima, en diferentes modalidades.

En la calle

La lluvia y el mal tiempo no amedrentaron la convocatoria. Cientos de trabajadores nucleados en diversos gremios se movilizaron en el marco de la discusión salarial. Encabezada por los trabajadores cesanteados de General Motors, la columna partió pasadas las 10 de la plaza 25 de Mayo para llegar a plaza San Martín, donde los delegados gremiales expusieron los reclamos. Las consignas fueron unánimes: paritarias sin techo, reapertura de la negociación nacional y repudio a las políticas de ajuste y despidos.

“Pedimos un cambio en el rumbo económico del país. También interpelamos al gobierno provincial por las propuestas de salarios que son vergonzosas. Entre todos los gremios pedimos por una huelga general, definida por las dos CTA. Esperamos que la CGT también ponga fecha”, explicó a El Ciudadano Gustavo Terés, de Amsafé Rosario.

Desde la Asociación de Trabajadores del Estado (ATE) celebraron la multitudinaria convocatoria y destacaron las reivindicaciones laborales. “Hay situaciones que desbordan la paritaria, como la caída de la industria, el empleo, el consumo, la situación en los hospitales y en las escuelas. El gobierno nos quiere hacer pagar la crisis a los trabajadores y necesitan mano de obra más barata. La marcha es un paso para avanzar en los reclamos colectivos”, señaló Raúl Daz, secretario general de ATE Rosario.

El titular del Sindicato Argentino de Docentes Privados (Sadop), Martín Lucero, calificó la movilización como contundente: “La gente en la calle habla del malhumor social. Esto es un problema trasversal a toda la ciudadanía”.

En tanto, la secretaria general de la Asociación Gremial de Docentes e Investigadores Universitarios (Coad), Laura Ferrer, destacó la importancia de la confluencia en la calle. “Pensamos que debemos repetir la movilización varias veces, así el gobierno toma nota de qué es lo que pasa y estamos reclamando el conjunto de los trabajadores”, expresó.

Gremio por gremio

Desde ATE Rosario, Daz cuestionó la propuesta salarial de la Casa Gris y dijo que desde el gremio repudiaron un aumento en cuotas. “La última propuesta del gobierno fue del 21,5 por ciento en dos veces, marzo y julio. Rechazamos ese aumento que está muy por debajo de las necesidades, si tenemos en cuenta que el salario básico de un trabajador en la provincia es de 10 mil pesos. Para ellos, un 22 por ciento representa sólo 2 mil pesos de bolsillo”, explicó.

El sindicalista señaló que la propuesta del gremio es por una canasta básica familiar de 25 mil pesos y un salario mínimo con un aumento de más de un 40 por ciento. “El 70 por ciento de los trabajadores estatales está por debajo de las necesidades básicas. No llega al Salario Mínimo, Vital y Móvil”, precisó.

El gremialista advirtió que este viernes, a las 17, habrá una asamblea en la que decidirán un plan de lucha para la semana próxima, junto a otros gremios estatales.

Desde Sadop reforzaron el reclamo por la reapertura de la paritaria federal docente y una nueva propuesta salarial en la provincia. “Pedimos que la oferta sea mejor que el 19,5 por ciento planteado en el último encuentro. Necesitamos que el salario tenga una oscilación de entre un 30 y 35 por ciento según el cargo. La propuesta actual está alejada de las necesidades de la gente”, explicó Martín Lucero, de Sadop Rosario.

Desde el gremio, repudiaron la postura de cinco colegios de la ciudad que pese al paro lanzado para ayer y hoy contrataron docentes reemplazantes para dar clases. “Es un mal mensaje para los padres. Los colegios se muestran como una empresa que mercantiliza información y trasmiten la falta de solidaridad y compromiso con luchas colectivas”, cuestionó Lucero.

Desde Amsafé cuestionaron la falta de propuesta de parte de la provincia y exigieron al gobernador Miguel Lifshitz un salario equivalente a la canasta familiar básica. “Pedimos que nos devuelvan los 10 puntos que perdimos el año pasado, que los aumentos no sean en negro y que los jubilados reciban las mismas cifras que los activos”, sostuvo el titular de Amsafé Rosario, Gustavo Terés, y advirtió que no aceptarán una propuesta menor a un 25 por ciento.

Por su parte, luego de la tercera reunión, los docentes universitarios continúan reclamando una paritaria nacional para todos los sectores. “Queremos un 35 por ciento de aumento a nivel nacional en toda la docencia, que incluya desde jardín hasta doctorado”, señaló Laura Ferrer, secretaria general de Coad.

La gremialista explicó que luego de no obtener ninguna oferta en enero y febrero, el gobierno ofreció un aumento del 2,5 por ciento para marzo, a cobrar en abril, según las cifras de inflación. También cuestionó la oferta de un 2 por ciento de jerarquización docente para noviembre, a cobrar en diciembre. “Habíamos acordado un 5 por ciento de jerarquización anual y hace dos años que no se cumple”, expuso Ferrer.

Desde Coad adelantaron que hoy habrá un congreso nacional del que participarán la Conadu y la Conadu Histórica. Además ya está decidido el paro por 48 horas a partir del próximo martes, que un día después confluirá con la marcha federal docente.

Furia municipal con la provincia

“Hay una intención de algunos intendentes de una conciliación obligatoria donde no hay nada que conciliar. No hay una propuesta para los trabajadores. Estamos en una provincia convulsionada, en la que todo el mundo está de paro y sólo a un sector le imponen la conciliación obligatoria”, repudió el titular del Sindicato de Trabajadores Municipales de Rosario, Antonio Ratner, la decisión de la cartera laboral de la provincia de dictar la medida de excepción ante el paro de la Festram. El sindicalista recordó el largo conflicto en Las Rosas entre los empleados públicos del municipio y el intendente Javier Meyer: “Se le dictó tres veces conciliación obligatoria y, pese a no acatarla, no se le fijó la multa acordada. Se pierde cuando no se hace cumplir la ley. Si hay una diferencia en la discusión, podemos negociarlo en paritarias. No hay situación que obligue a una conciliación”, concluyó, y ratificó un paro de 48 horas para la semana próxima si no hay una propuesta salarial.

Comentarios