Espectáculos

A 10 años del asesinato de Facundo Cabral, Mauro Guiretti recupera ese legado

Este sábado el trovador patagónico presentará vía streaming su disco de homenaje “Esclavo de libertad” que, anuncia, “aspira a reivindicar” al inolvidable artista “como autor ya que su filosofía y su don de la palabra muchas veces eclipsaron su faceta compositiva”


A 10 años del asesinato del juglar Facundo Cabral, el trovador patagónico Mauro Guiretti presentará este sábado un recital por streaming que estará compuesto por los temas de su disco de homenaje a Cabral, Esclavo de libertad, que, anunció, “aspira a reivindicarlo como autor ya que su filosofía y su don de la palabra muchas veces eclipsaron su faceta compositiva”.

“Facundo sólo necesitaba una guitarra y un cenital. Porque él era el arte y la poesía. ¿Qué más podría decir? La gente que lo amó, ama y amará, siempre encontrará en ese tono y dominante de su guitarra la escenografía necesaria para el texto y la interpretación que él magistralmente daba”, definió Guiretti al Cabral artista durante una entrevista con Télam.

Pero asumiendo las diferencias entre los modos del creador ultimado a balazos, en una emboscada donde habría sido confundido con un narcotraficante en Guatemala el 9 de julio de 2011, el guitarrista y cantante señaló: “El abordaje de mi trabajo tiene mucha inquietud instrumental, y es por eso que a la obra de Facundo le aporté ritmos y esas armonías propias para reversionar su magia”.

“Desde lo instrumental -explicó- elegimos ritmos que contarán musicalmente el recorrido geográfico y cultural que realizó Facundo durante toda su vida. Sabíamos desde un principio el inmenso amor que sentía por Centroamérica, lugar donde afirmaba que el ser humano era mucho más humano y que a México la consideraba su segunda tierra”.

El dueño de una discografía con ocho discos agregó: “Entonces junto con los músicos Gustavo Michalik y Eduardo Lucastegui nos dispusimos a que el disco tuviera una sonoridad variada. Por eso cuenta con candombe, bossa-nova, son, guajira, aires de huayno, aires de country y canciones hechas con piano solista”.

Esclavo de libertad reúne clásicos como “Vuele bajo”, “No soy de aquí ni soy de allá”; piezas esperanzadoras como “Amigo mío” o “Vida sencilla” y otras de carácter político, tal el caso de “Pobrecito mi patrón”.

En el repertorio además tomaron parte Piero (padrino artístico de Guiretti), quien lo acompañó en “Hoy es un nuevo día” y, además, el cordobés radicado en Colombia Andy Fierro y el porteño Pablo Fernández, se sumaron a “Los hijos del padre de la flor”, una pieza compuesta por Facundo junto a B.B. Muñoz.

El variado crisol sonoro estilístico presente en esa placa podrá apreciarse con un recital por streaming el sábado 17 desde las 21, con entradas disponibles a través de EntradaUno.

“Estoy pensando una narrativa cronológica y una propuesta musical integrada por 10 de sus canciones emblemáticas para así reivindicar la vida y la obra del mensajero mundial de la paz, revivir su historia, su filosofía, seguir su legado, continuar con el espíritu que él expresaba en sus presentaciones”, anunció Guiretti.

A modo de anticipo del espectáculo, Mauro abundó que contará con “fragmentos audiovisuales y el estreno del videoclip del tema «Amigo mío»”. “Y sobre el escenario el público verá como parte de la escenografía, una mesita, su chaqueta marrón colgada sobre una silla, un bastón apoyado, unos lentes oscuros, un cuaderno, una lapicera y una guitarra. Intentaremos graficar la sensación de que Facundo se acaba de ir, pero a la vez está”, compartió.

Consultado sobre su relación con Facundo Cabral y su obra, qué significado tiene, Guiretti respondió: “En principio diría con devoción que la filosofía de Facundo me acompaña desde hace muchos años. Fue en el 2004 cuando Roberto Zapata me presentó en un escenario de la obra Don Orione diciendo «Cuando el hombre trabaja Dios lo respeta; mas cuando el hombre canta Dios lo ama». Fue lo primero que escuché de Facundo Cabral y al adentrarme en su filosofía y su manera simple de entender la vida me sentí inmediatamente identificado. Él le ha dado respuesta a muchas preguntas que no pudieron responderme ni familiares, ni maestros, ni curas, ni pastores. Ha sido un mentor en mi vida no solo artística sino personal. Me gustó eso de que hay que escuchar al corazón antes de que intervenga la cabeza y que la vida es el arte del encuentro. Me gustó eso de conocer lo grande a partir de lo pequeño. Una piedra es todo el mundo y una flor es el jardín. Que quien comprende a la hormiga entenderá al universo. Escuchar cómo amaba la naturaleza, cuando sostenía que debemos aprender de la flora y de la fauna la ley divina y que el templo es el universo y el sacerdote la vida. También como él, creo que la felicidad solo habita en lo simple y que quien no se contenta con poco, no se contentará jamás”.

Por otro lado, advirtió sobre el legado de Cabral a la música iberoamericana: “El legado de Facundo Cabral es más literario que musical. Sus composiciones simples siempre fueron la escenografía de sus textos y la guitarra su conciencia externa. Facundo fue detrás de ideales desinteresados. Sembró amor y hoy, aunque no esté físicamente, lo sigue haciendo”.

Además, compartió sobre la gestación de su disco Esclavo de libertad: “Tiempo después de lo vivido en la despedida de Facundo Cabral conozco a Piero y le propongo homenajear a Facundo recreando la canción «Este es un nuevo día». La generosidad y el aporte de Piero en esa grabación motivó en mí la continuidad en el trabajo de revisión biográfica y recopilación artística y musical de la obra de Facundo, para darle lugar a un trabajo integral de canciones, monólogos, humor, reflexiones y filosofías”.

Comentarios