Región

Villa Don Carlos: 50 hectáreas que aún no se pueden ocupar

  • image1

A 800 vecinos de Villa Constitución se los lleva la indignación. Ya pasaron 5 años y medio desde que suscribieron un contrato fiduciario persiguiendo el sueño de la casa propia y convirtiéndose en propietarios de los 900 lotes que comercializó el grupo Lands SA-Gilli Inmobiliaria, a través del emprendimiento inmobiliario Villa Don Carlos. Un proyecto de barrio abierto de 50 hectáreas de superficie planificado en la vecina localidad a la vera de la ruta 177, desarrollado entre un 30 y 40 por ciento –según denunciaron los damnificados– y cuyo final de obra tiene un plazo incierto.

Argumentan sentirse “estafados” por la firma que en febrero de 2012, luego de que el Concejo Deliberante de Villa Constitución aprobara por unanimidad la ejecución del proyecto urbanístico, anunciaba que las obras de infraestructura iban a estar culminadas en 18 meses. Hace rato que el grupo de vecinos damnificados decidieron visibilizar el reclamo. Con movilizaciones, instalación de una carpa y juntada de 11 mil firmas en un petitorio que se presentará en la dirección provincial de Vivienda y Urbanismo.

Los fiduciarios del proyecto inmobiliario Villa Don Carlos también denuncian severas irregularidades. Reclaman la aparición de documentación que se firmó en la gestión municipal de Horacio Vaquié en la intendencia villense, sobre la certificación de las obras sanitarias que se realizaron para la conexión de agua potable y cloacas. Exigen que la empresa desarrolladora del emprendimiento reflote el convenio de pago caído con la Empresa Provincial de la Energía para solicitar la factibilidad de las obras técnicas que se tienen que ejecutar para el tendido eléctrico domiciliario y de alumbrado público.

Y entre otras irregularidades, los vecinos se preguntan si fueron comercializados o revendidos los 200 terrenos que estaban reservados como seguro de caución para la Municipalidad. A un año y medio de que finalice el contrato fiduciario (en febrero de 2019) para la ejecución de las obras de infraestructura que requiere el emprendimiento, denuncian el estado de abandono de las últimas manzanas del predio, a pesar del trabajo actual que desarrollan maquinarias en el lugar: una retroexcavadora, una motoniveladora, un tractor para movimiento de suelo y un camión volcador.

A mediados de 2014, el 80 por ciento de los fiduciarios terminó de abonar los lotes, sin saber a ciencia cierta cuándo van a poder tomar posesión para empezar a construir sus viviendas familiares. Según la superficie en metros cuadrados y la cercanía a la ruta 177 para fines comerciales, los valores de los terrenos oscilaron entre los 15 y los 20 mil dólares. A la moneda de cambio actual, costarían entre 261 mil y 348 mil pesos, respectivamente.

Y los vecinos que en su momento no pudieron cancelar el pago de los lotes, se ven imposibilitados de hacerlo ya que Gilli Inmobiliaria decidió cerrar la oficina recaudadora que había instalado en Villa Constitución. Tampoco tuvieron suerte aquellos beneficiarios que salieron sorteados para el plan Procrear: sin el terreno entregado no pudieron acceder al crédito hipotecario.

A raíz de las irregularidades, los vecinos interpusieron una medida cautelar por incumplimiento contractual y daños. En paralelo, el Municipio de Villa Constitución lleva adelante una causa penal de la que participa como querellante, la cual se encuentra frenada desde fines del año pasado.

En abril de 2016, el actual intendente villense Jorge Berti realizó una denuncia penal por la presunta comercialización de los 200 lotes que el administrador debía dejar en poder de la Municipalidad en calidad de garantía. Desde la dirección de asuntos legales y técnicos del municipio sostuvieron que esos terrenos fueron desviados o comercializados como parte del fideicomiso.

Las oficinas de Gilli Inmobiliaria fueron allanadas en mayo del año pasado por orden del entonces fiscal regional Jorge Baclini, que designó al fiscal de la Unidad Fiscal Especial de Delitos Económicos de la Fiscalía Regional Nº 2 de Rosario, Sebastián Narvaja, para que investigue el caso de supuesta estafa en Villa Don Carlos.

Conflicto entre privados con intervención estatal

Al conflicto entre privados llegaron a interceder la secretaría del Estado del Hábitat del gobierno de Santa Fe y la Municipalidad de Villa Constitución, para conformar un convenio cuatripartito. Desde el pasado 13 de marzo se llevan firmadas dos actas acuerdos. La primera se suscribió en la sede de Gobernación y contempla una serie de trabajos por parte de la administradora: nivelación de terrenos, perfilamiento de manzanas, limpieza y desmalezamiento de lotes y demarcación de calles.

En tanto, el pasado 28 de abril se firmó la segunda acta acuerdo, que incluye la iniciación de tareas de construcción de badenes, cordón cuneta y estabilizado de calles. “No hay ninguna obra finalizada. Es más, están trabajando desde la mitad del loteo hacia delante porque argumentan problemáticas técnicas”, argumentan.

EDICIÓN IMPRESA

Subir

Diseño y desarrollo Departamento Sistemas Diario EL Ciudadano & La Gente