Automovilismo

Top Race: una monada en el autódromo Juan Manuel Fangio

  • image1
    Además del triunfo de Mariano Altuna se pudo disfrutar de buena música, food trucks y espacios de juegos para los más chiquitos. Guillermo Buelga

Rosario vivió un domingo a puro automovilismo. Y del mejor. Con el Top Race como protagonista. Y con el autódromo como escenario. Bajo un sol pleno, con miles de espectadores en las tribunas y con show adentro y fuera de la pista, ya que además del triunfo de Mariano Altuna en el trazado local, en el playón de boxes se pudo disfrutar de buena música, de food trucks y los más pequeños, en el día de ellos, también tuvieron sorpresas y entretenimientos. Sin dudas, un domingo que se vivió a pleno y en familia.

Ganó en 2016. Y repitió en 2017. Mariano Altuna, poleman del sábado, jugó de arranque a la estrategia. Eligió salir por el lado de afuera en la grilla de partida. Era riesgoso. Pero pisó a fondo el acelerador y cuando Agustín Canapino intentó, cerró bien el radio de giro y comenzó a liderar el pelotón con un andar sólido de su Chevrolet.

De ahí y hasta el banderazo final demostró que tenía el auto para ganar

Una batalla aunque con un final inesperado libraron Matías Rossi y Agustín Canapino, dos rivales en esta categoría, en el TC y en el súper TC2000. Es que a falta de un minuto para el banderazo final, el Misil de Del Viso se quedó con el Toyota Camry y así no pudo subir al podio, heredando Canapino el segundo puesto y subiendo al último escalón del podio el cordobés de Isla Verde Franco Girolami.

La estrategia de boxes

Las paradas para reabastecimiento de combustible jugaron un papel clave en la carrera. Y Altuna, que entró antes de los que peleaban adelante, acertó al llenar el tanque. Aunque estuvo a punto de quedar segundo cuando ingresó Rossi a boxes; el Misil salió veloz y antes que Altuna, pero el Monito venía en sexta velocidad en plena recta y antes de llegar al frenaje de la curva dos lo pasó por afuera al piloto de Toyota. De ahí en más fue todo de Altuna. Hasta el banderazo final.

Atrás, Rossi y Canapino libraron una entretenida batalla, aunque a pocos instante de la finalización el Misil tuvo problemas en el Camry y terminó cediendo terreno, aprovechando la ocasión Canapino para sumar importantes puntos, mientras que se subió al podio Franco Girolami, quien así cerró un más que buen fin de semana.

Para destacar además el 7º lugar de Juan Manuel Silva, quien regresó a esta divisional y demostró que el tiempo no pasó y que está más vigente que nunca.

EDICIÓN IMPRESA

Subir

Diseño y desarrollo Departamento Sistemas Diario EL Ciudadano & La Gente