Policiales

Sorpresa en Santa Fe: liberan a jefe policial sin acusarlo

  • image1
    El comisario Adrián Rodríguez seguirá ligado a la investigación por coimas, aunque libre, según decidió el fiscal regional Arietti.

La decisión de la Fiscalía Regional Santa Fe de dejar en libertad al ex jefe de la Unidad Regional I de la Policía provincial sin someterlo a audiencia imputativa causó revuelo esta mañana en la capital provincial: el comisario Adrián Rodríguez seguirá ligado a la investigación por coimas, aunque libre, según decidió el fiscal regional Carlos Arietti, en una determinación que fuentes judiciales afirman no tiene antecedentes desde la puesta en marcha del nuevo sistema penal.

Rodríguez, quien hasta el lunes pasado era jefe de la Unidad Regional V del departamento Castellanos, fue detenido ese día en su despacho de la ciudad de Rafaela –también hubo un allanamiento en la localidad de Santo Tomé– tras una orden pedida por los fiscales Roberto Apullán y María Laura Martí en una causa por cohecho, cuyas particularidades iban a conocerse esta mañana en la audiencia imputativa que ya estaba fijada en los Tribunales santafesinos.

Según trascendió en la ciudad de Santa Fe, esta es una investigación derivada de la llamada causa Ospe (por fraude con las horas extra policiales), que los mismos fiscales llevan adelante tras una denuncia del ministro de Seguridad Maximiliano Pullaro. Lo que fuentes extraoficiales dijeron tras la detención es que pudo haber “un pago” –y por lo tanto alguien que recibió el dinero– en el marco del concurso para los ascensos policiales, y que el propio Ejecutivo había dejado en el freezer el ascenso de Rodríguez hasta tanto se definiera su situación procesal en la Justicia.

En este contexto sorprendió esta mañana que Rodríguez fuese liberado por orden del fiscal regional Carlos Arietti sin que fuera sometido a audiencia imputativa. El propio Ministerio Público de la Acusación lo ratificó en un comunicado oficial: dijo que mediante instrucción particular decidió que Rodríguez continúe investigado pero en libertad.

“El dictado de instrucciones particulares es parte de las funciones que tienen” los fiscales regionales, “según lo establecido en los artículos 18 (inciso 2) y 32 (segundo párrafo) de la ley provincial 13.013 de creación” del MPA, dice el comunicado y agrega que es una atribución del fiscal regional “impartir instrucciones generales y particulares a los fiscales y fiscales adjuntos, para una persecución penal más eficaz, propendiendo al uso de nuevas tecnologías y promoviendo la coordinación interinstitucional con otras agencias públicas o privadas”.

Y aclara que “los fiscales regionales también podrán impartir directivas fundadas en orden a un asunto determinado” y que los integrantes del MPA “controlarán el desempeño de los funcionarios jerárquicamente inferiores y de quienes los asistan”.

EDICIÓN IMPRESA

Subir

Diseño y desarrollo Departamento Sistemas Diario EL Ciudadano & La Gente