Conciertos

Residente: “El arte debe ser honesto con lo que te rodea”

  • image1
    René Pérez, conocido popularmente como Residente, habla de algunos de los temas que más le preocupan: política, militancia y las guerras en el mundo.

Lejos de los escenarios, las luces, las letras de sus canciones, René Pérez Joglar, el rapero que supo conquistar al público mundial como líder de Calle 13, habla con tranquilidad y hasta con un poco de timidez. Se nota el cuidado que pone cuando piensa y cuenta detalles de su nuevo proyecto, Residente, con el que llega a Rosario, y enciende un poco más el tono cuando habla de política, militancia o guerra.

Residente se presenta este sábado, a partir de las 21.30, en el Salón Metropolitano del Alto Rosario Shopping, con su primer disco solista.

De hecho, René subió a su cuenta de Instagram un video junto a Sergio Maldonado, hermano de Santiago. Juntos pidieron la aparición con vida del joven desaparecido en el sur del país hace más de cuarenta días. “Lo que pedimos es que nos apoyen en todo momento porque se tiene que saber la verdad; lo que quiero es que mi hermano vuelva, cuanto antes, con vida”, dijo Sergio. El músico se reunió con la familia de Maldonado antes de su primer show en Buenos Aires.

“Está desaparecido y es muy duro”, dijo René antes de arribar a la Argentina y por teléfono. Y hablando de la situación general de América latina, opinó: “Latinoamérica es como todo; un periodo gana la derecha y otro la izquierda. Pero veo las cosas con optimismo, creo que hay una juventud súper consciente de lo que está pasando. Las redes sociales han traído algo bueno: cuando hay una manifestación, la gente se une, se entera y hay una militancia viva que está moviendo la juventud, que no ha parado y no va a parar. Eso no existía antes. Ahora va a ser muy difícil que ocurran desapariciones de miles de personas como antes. Queda todo fotografiado. Hay un activismo en las redes sociales muy fuerte, que mantiene a todo el mundo alerta. Inclusive a las Naciones Unidas, a Amnistía Internacional y a todas las organizaciones, están todos conectados”. Y definió: “La militancia de hoy es estar ahí, conectado con diferentes países al mismo tiempo. Y que todo el mundo se entere lo que está ocurriendo en tu país. Esa juventud militante es la que nos da esperanzas sin importar qué partido gane”.

“Hay veces que la gente ve a la manifestación como algo que no sirve, pero no: la manifestación provoca presión y esa presión provoca el cambio”, agregó más tarde.

Desandar el ADN

René llega a Rosario como Residente. Su público ya lo conocía con ese nombre acompañado por su hermano Visitante (Eduardo José Cabra Martínez) en calle 13. Los apodos se los puso la guardia del barrio en el que vivía René en San Juan de Puerto Rico al que, cuando entraba, tenía que recordarle que residía ahí mientras que su medio hermano tenía que aclarar que iba de visita. Hoy el nombre se resignificó y es el que eligió para su proyecto solista. “Todos somos residentes del espacio que ocupamos y en nuestro espacio, las fronteras no existen”, dice la página web interactiva que creó como parte de un proyecto en el que siguió los resultados de su ADN, para llevar adelante una investigación, crear música y un documental.

El estudio se lo había hecho hacía más de seis años, cuando todavía recorría el mundo con Calle 13. “Se puede tomar como una separación, pero Calle 13 era un concepto bien confuso porque no era un grupo, era una banda, pero el nombre de Calle 13 era yo como rapero. Yo he dejado Calle 13, pero no tiene que ver con que estaba haciendo este proyecto, sino porque entendía que ya era hora de hacer algo nuevo. Aunque con Calle 13 siempre estuve haciendo todo contra la corriente ya había algo de comodidad, teníamos un nombre definido, la gente ya lo entendía”, confesó.

Con los resultados del estudio de ADN, René descubrió que sus ancestros provenían de distintas regiones como Siberia, el Cáucaso, Armenia, China, Burkina Faso, entre otras. “Fui investigando qué ocurrió en estos países por años y años, para ver qué temáticas iba a escribir. Y así se hizo todo el disco: buscando sonidos y temáticas. Pero tenía un concepto bastante fuerte”, contó. Y continuó: “Es un proyecto que todavía está en marcha. Llevó mucho tiempo y trabajo poder realizarlo y ahora también exponerlo lleva mucho tiempo y trabajo. Estoy en ese proceso para que la gente lo entienda”.

Residente fue recolectando sonidos, conociendo gente, viviendo experiencias. “Fue un esfuerzo muy grande porque fue un tiempo que no estaba con mi familia, y para mí el tiempo familiar es muy importante”, dijo quien actualmente está en pareja con la actriz argentina Soledad Fandiño, con quien tiene un hijo, Milo. “Fue un trabajo muy importante, no para mi carrera sino para mí como persona”, aclaró. Y lanzó: “Me dio mucha información; fue como haber leído treinta libros. Eso para mí fue lo más importante”.

“Cada país tenía su momento –detalló–. En Siberia tuve un momento más introspectivo, de entender por qué estoy haciendo esto que hago. En África fue impresionante ver cómo se mueve todo a pesar de las necesidades. Estar en países que estuvieron en guerra, como Armenia; todo fue impresionante para mí”.

Registros audiovisuales

Más allá del documental que aún no se conoció, del disco se desprenden algunos videos que René dirigió personalmente. Uno de ellos, quizá el más impactante, es el del tema “Guerra”, que está filmado en un campamento de refugiados situado en la frontera entre Siria y el Líbano. “En América, la gente se siente alejada de todo eso, pero es una realidad dura y difícil. Sobre todo cuando llegás a un campamento de refugiados y ves que son gente como tú y como yo que vivían tranquilos en sus casas y en un momento tienen que escapar de la guerra y estar en otro país donde no todo el tiempo reciben el mejor trato. Es una situación compleja”, contó.

De hecho, para René, “el arte debe ser honesto con lo que te rodea y con lo que te afecta”. “Como artista, reflejas lo que te afecta. El rol del arte es el de ser honesto a la hora de reflejar lo que te afecta. Eso es lo que yo hago. Y a mí me afecta todo: el sexo, la religión, las fiestas, la política, lo social. Todo lo que me rodea me afecta y lo reflejo. Hoy en día no se hace mucho, se está más pendiente en qué es lo que le gusta a la gente escuchar en el boliche. Es más un arte al servicio de la gente que otra cosa”, opinó finalmente el artista.

EDICIÓN IMPRESA

Subir

Diseño y desarrollo Departamento Sistemas Diario EL Ciudadano & La Gente