Miércoles 3 de Septiembre de 2014

Los famosos y sus peores papelones

“De lo único que no se puede volver es del ridículo”
Publicado el 21 abril 2010

¡Menos mal que no fui yo! Esto es lo primero que se pasa por la mente cuando una estrella protagoniza resonantes papelones, dignos de –por lo menos- un siglo de vergüenza. No me refiero sólo a caídas, vestidos que se repiten, desaires, canciones que nunca arrancan… también hablo de sendas ventosidades al aire, de partes del cuerpo que se “escapan” de su debido lugar, de borracheras públicas e, incluso, arranques de histeria al aire libre.

Esto le ha pasado a nuestros famoso, los de la Argentina, pero también a los de Hollywood quienes –encima- hacen un papelón a escala mundial. Los nombres abundan y las historias de estos bochornos también. Aquí reunimos algunos de los mejores papelones. Escenas que, gracias a Dios, no protagonizaste vos…

Los históricos. La historia del papelón nacional nos lleva sin lugar a dudas al famoso “¡Carajo mierda! que dijo sin pudor la diva de los almuerzos. Fue cuando un operador no apretó el botón indicado. Claro que Mirtha Legrand no sabía que estaba al aire…

Los más jóvenes quizá no recuerden a María Amuchástegui. Ella era muy famosa por su programa de ejercicios. Sin embargo un día tuvo un percance. Se le escapó una ventosidad en vivo. Y su carrera se escapó junto con el gas.

Susana Giménez cometió, también, muchos papelones. Sin embargo, esta diva los supo capitalizar y los convirtió en una sección de su programa. Las famosas “Perlas”. Sus errores van desde malas palabras hasta creer que se encontraron huevos de dinosaurios con vida…

Si nos vamos a Hollywood, hay un papelón que casi le costó la carrera a un galán. Ocurrió en el programa de Oprah cuando Tom Cruise se puso demasiado eufórico al relatar su amor con Katie Holmes. En el show Tom saltó como loco, se paró en el sofá, se puso de rodillas, golpeó al suelo y quiso inmovilizar a la conductora. ¿Qué te pasó Cruise? Lo que se definiría como hiperactividad amorosa…

¡Me debes! Uno de los peores papelones lo vivió Andy Kusnetzoff, en medio de su programa “Perros de la calle”. Un supuesto oyente llamó. Pero no se trataba en lo absoluto de un aporte al tema que estaban trabajando. Este hombre quería reclamar porque no le pagaron su colaboración en el programa “Zoom”, un programa que Andy desarrollaba en el Trece.

Mejor no la contraten… Luciana Lopilato fue contratada para estar en una disco de Córdoba. Allí le pagaron nada menos que 20 mil pesos. Sin embargo Lopilato ni miró a la gente, se la pasó chateando con su novio Miguel Buble y se fue a las 3 de la mañana.

¿Qué harías vos? Iliana Calabró se disponía a cantar en Mirtha Legrand. Allí iba a hacer playback de su tema “Me miran”. Pero el tema, que recién comenzaba, se cortó. Iliana se quedó parada, en silencio, sin saber qué hacer.

Mejor cantar en vivo, ¿no? Jessica Simpson estuvo peor que Iliana. En una presentación que hacía en Michigan se olvidó de la letra mientras intentaba cantar, tuvo problemas con los monitores y debió contenerse para no llorar. Un verdadero papelón.

Caídas con glamur. La más reciente fue protagonizada por Paris Hilton. Aparentemente la rubia se emborrachó en el Carnaval de Río. Por esto se cayó al piso en medio de una fiesta y, para peor, casi no se pudo parar. A ella se le suma JLo quien se cayó en medio de su actuación en los American Music Awards. Ella se trepó a las espaldas de un bailarín y resbaló. Luego dijo que aún tenía sus huesos adoloridos.

Más discretas para caerse fueron Eva Longoria quien resbaló durante el rodaje de un episodio de “Esposas Desesperadas” y Nicole Richie quien resbaló bajando una escalera de West Hollywood.

Ojala nunca te pase esto. Hay dos papelones que dan vergüenza hasta de mencionarlos. Uno lo protagonizó Luli Salazar quien perdió sus extensiones de pelo mientras danzaba en la obra teatral “Cristina en el país de las maravillas”.

El segundo papelón tiene como protagonista a Jessica Simpson. La blonda pasó uno de sus peores momentos cuando, en una reunión de trabajo, se tiró un pedo. Así nomás. Su madre, quien estaba en la reunión, le gritó. Y bueno, no se pudo aguantar.

Se le escapó una… Y bueno, la culpa en este caso es de los diseñadores. Pampita mostró una lola en Chile y el país vecino enloqueció. Y Natalie Portman, a pesar de contar con un vestido negro bien sobrio, mostró una lola en plena Casa Blanca. Natalie estaba incluso con el presidente Barack Obama. ¡Trágame tierra!

Cuestiones de ropa. Ha pasado en varias oportunidades que dos celebridades lleven la misma ropa. Pero los diseñadores siempre han intentado que éstas no se crucen en un mismo evento.

Una suerte de consideración que se le escapó al estilista de Shakira y Pink. No sólo les dio el mismo vestido sino que además las mandó así, sin advertencia, al mismo evento de MTV. En el lugar, Shakira dijo: “Bueno ahora todos saben que mi vestido no es único como me dijo mi estilista. Pero yo sí soy única y Pink también lo es”.

Termino esta historia con Brad quien, aparentemente, siempre olvida subir el cierre de sus pantalones. Vamos, Brad, estamos grandes… Celeste Polidori

Comentarios