Policiales

Imputaron a Chanchón, hijo del Viejo Cantero, por un crimen

  • image1
    La identidad de uno de los acusados, hijo de Ariel Máximo Cantero (de rojo), fundador del clan de zona sur, llevó a que la prensa porteña pusieran su atención en el caso. Juan José García

Le dicen Chanchón, tiene 19 años y es uno de los hijos de Ariel Máximo Cantero, conocido como “el Ariel” o Viejo y fundador del clan de barrio La Granada que hegemoniza la jefatura de la banda de los Monos desde hace una década y media. Ayer, un fiscal provincial lo imputó por el homicidio de otro joven, cuyo cuerpo fue hallado hace dos meses en el límite entre Villa Gobernador Gálvez y Rosario y describió que el móvil fue la disputa de territorio por narcotráfico. De hecho, a Chanchón le abrieron una causa federal dos años atrás luego de que le incautaran cuatro kilos de marihuana y cien mil pesos, describió el funcionario judicial. Junto con Cantero fueron acusados otros dos jóvenes, mientras que se conoció que un cuarto se mantiene prófugo.

Chanchón es Ariel Maximiliano Cantero, uno de los 24 hijos del Viejo, aunque menos célebre que el Pájaro, asesinado en 2013, o Guille, acusado ahora también de planear secuestros extorsivos (ambos hijos de otra madre, Celestina Contreras). El fiscal Rafael Coria dijo en la audiencia imputativa de ayer contra este muchacho y otros dos que Chanchón estaba enfrentado con Brian Chamorro, de 20, por el expendio de drogas en la zona de Rouillón y Biedma, en barrio Moderno. “Decile a Brian que saque los tres pibes que tiene” en el mencionado punto de venta de estupefacientes “o va a aparecer en un zanjón”, afirmó el fiscal que le dijeron cuatro muchachos a la madre de Chamorro tras bajar de un Fiat Siena. Cinco días después, el 25 de julio pasado, un cuarteto, tal vez el mismo, fue a buscar a Brian a un Fonavi y le pidieron que bajara porque tenían que entregarle “la mercadería”, dijo Coria. Brian apareció a la mañana siguiente con ocho tiros, cerca de la colectora de Circunvalación, frente a un ingreso al Parque Regional Sur, en el sector villagalvense.

Chanchón, Franco C., de 23 años, apodado Salteño y cuñado de Cantero, y Federico P., de 22, fueron acusados formalmente ayer por homicidio calificado por la participación de tres o más personas y el uso de arma de fuego. Además, a Chanchón le endilgaron una tenencia de arma de fuego, que le incautó la brigada de Homicidios de la PDI anteayer en su casa de zona sudoeste. Para el fiscal, los homicidas también robaron la moto de Chamorro, que fue incautada, igual que el Siena, el miércoles pasado.

El juez Carlos Leiva admitió la acusación y dictó prisión preventiva por 60 días para el trío. La defensa de Chanchón pidió que fuese alojado en la cárcel de Piñero, donde está preso su padre.

EDICIÓN IMPRESA

Subir

Diseño y desarrollo Departamento Sistemas Diario EL Ciudadano & La Gente