Ciudad

Hay malestar por el Operativo Enseñar para futuros docentes

  • image1
    Los ítems de la prueba incluirán desde lectura y escritura hasta criterios pedagógicos.

El gobierno nacional avanza en la evaluación integral del sistema educativo. El próximo 31 de octubre implementará en todo el país el “Operativo Enseñar”, que medirá los conocimientos que tienen los estudiantes de los profesorados del último año. Será similar al “Aprender” (que este año se tomará por segunda vez), pero destinado a los futuros docentes. Como se preveía, la iniciativa no cayó bien en los gremios que nuclean a maestros de escuelas públicas y privadas de Rosario y la provincia de Santa Fe. Los sindicatos señalan que poco aportará a la mejora del sistema y cuestionaron que no hayan sido consultados previamente.

El Ministerio de Educación nacional anunció en el transcurso de la semana que evaluará a los estudiantes de los profesorados que cursen el último año para medir cuánto saben antes de que empiecen a dar clases. El “Operativo Enseñar”, tal como lo bautizó el gobierno, se implementará en todo el país el 31 de octubre.

Las pruebas a los futuros docentes se tomarán en 519 institutos de formación de todas las provincias a la misma hora. Así, más de 30 mil estudiantes del último año de las carreras de formación docente de Primaria y de materias del ciclo básico de la Secundaria serán evaluados.

Los ítems de la prueba incluirán desde lectura y escritura hasta criterios pedagógicos, como planificación de la enseñanza, implementación de estrategias de enseñanza y evaluación de los aprendizajes.

“El objetivo es brindar información al sistema y saber dónde estamos parados en términos de formación. Esto es información con la que no contábamos y que nos va a permitir hacer políticas de formación docente inicial y continua”, explicó a medios porteños la secretaria de Evaluación Educativa del Ministerio de Educación, Elena Duro.

La evaluación se les tomará a todos los estudiantes de profesorado del último año en la Ciudad de Buenos Aires, Jujuy, Mendoza, San Juan, Río Negro, San Luis, Santa Cruz, La Pampa y Tierra del Fuego; mientras que en el resto de las provincias (lo que incluye a Santa Fe) se hará una muestra representativa.

En total, rendirá el 68% de la matrícula y los resultados se conocerán en 2018.

Duro contó que el Operativo Enseñar se implementará de ahora en más todos los años y que se incorporarán nuevas modalidades, como evaluaciones a los docentes iniciales y profesores universitarios.

Críticas

Las críticas de los sindicatos docentes no tardaron en llegar. En general, afirman que el operativo no tiene carácter formativo y no fue consultado la comunidad educativa.

“Esta evaluación se vuelve punitiva al ubicarla en el final de la carrera, sin ninguna posibilidad de incidencia en el mejoramiento del trayecto formativo de los estudiantes. Sólo sirve para calificar, seleccionar y excluir”, señaló a medios porteños Esteban Sottile, secretario de Formación Docente de Ctera.

Desde Amsafe provincial (el gremio que nuclea los maestros de escuelas públicas de Santa Fe) enviaron un comunicado a este medio mencionando que la propuesta servirá “muy poco para promover el derecho a la educación. Es necesario otro modelo de evaluación; contextualizado, participativo y cuyos resultados sean debatidos por la comunidad, no sólo por tecnócratas”

“Este operativo de evaluación servirá como argumento para justificar un regreso de aquellas políticas públicas que en educación se implementaron en los años ´90 y tanto daño produjeron sobre el sistema educativo. Además, es parte de un programa que promoverá mayor desigualdad, la vulneración de derechos de los estudiantes y la precarización laboral de los docentes”, agregó la misiva.

Por su parte, desde el Sindicato de Docentes Privados (Sadop) también fueron muy duros con Nación.

La crítica principal que realizó el secretario del gremio en Rosario, Martín Lucero, es que “no hay política de consulta” y que el gobierno nacional “impone” este tipo de medidas y evita que se realicen debates al respecto.

“Estos temas hay que discutirlos, que quede claro cuáles son los objetivos. Además, debe venir acompañado de mejores salarios y condiciones de trabajo”, indicó Lucero, quien agregó que “de esta manera, esta evaluación no tiene sentido, no mejora el sistema educativo”.

EDICIÓN IMPRESA

Subir

Diseño y desarrollo Departamento Sistemas Diario EL Ciudadano & La Gente