Mundo

El huracán Harvey comenzó a degradarse pero siguen alertas por inundaciones

  • image1

A poco de tocar las costas del Estado de Texas, en Estados Unidos, el huracán Harvey volvió a degradarse y sus vientos perdieron intensidad -se estima que llegarán a los 155 kilómetros por hora-, aunque de todos modos no se descarta que puedan producirse “inundaciones catastróficas” y tornados durante el día de hoy, de acuerdo con el último boletín del Centro Nacional de Huracanes (NHC).

A pesar de haber perdido intensidad, aún permanecen las alertas sobre riesgos de tornados durante el día de hoy y la madrugada de mañana, en la costa central y norte de Texas y el suroeste del estado de Luisiana, según informó hoy la agencia Efe.

El huracán Harvey llegó en la noche del viernes a la costa de Texas como categoría 4 en la escala Saffir-Simpson, que tiene un máximo de 5, con vientos de hasta 215 kilómetros por hora. Sin embargo, según informa el NHC, el Huracán comenzó a degradarse y se espera que con el correr de las horas pueda llegar hasta la escala de “tormenta tropical”.

En su paso por el sudeste de Texas, Harvey lanzó fuertes lluvias y precipitaciones de hasta 25 centímetros.

Los meteorólogos adelantaron que Harvey, el primero de categoría mayor en llegar a los Estados Unidos luego de los desastres que ocasionó Wilma en 2005, continuará afectando la zona durante los próximos días ya que, a pesar de su debilitamiento, se mantiene un sistema de altas presiones que impide el huracán se desplace hacia el noroeste.

Se estima que para el domingo, el huracán regrese hacia la costa convertido en tormenta tropical lo que podría aumentar los peligros de inundaciones en la zona y elevar el nivel del mar hasta 3,6 metros en la zona de la costa situada entre la localidades de Port Aransas y Port O’Connor.

El NHC adviritió que esta marejada puede provocar “grandes y destructivas olas”.

EDICIÓN IMPRESA

Subir

Diseño y desarrollo Departamento Sistemas Diario EL Ciudadano & La Gente