Política

Concejo: fragmentación política que se replica en la oferta electoral

  • image1
    43 listas deberán sortear las Paso en camino a las generales de octubre por las 13 bancas en juego del Concejo Municipal.

En el apartado local de las Primarias Abiertas Simultáneas y Obligatorias (Paso) del domingo, los rosarinos utilizarán la boleta única para definir sus preferencias en la categoría de concejales, donde se pondrán a consideración popular 13 de las 28 bancas del Palacio Vasallo. Más allá de todas las lecturas que podrán hacerse con los resultados de las urnas, lo cierto es que esta parada electoral sólo definirá qué fuerzas pasarán a las generales de octubre y cómo quedarán conformadas las nóminas de aquellos espacios en los que compiten rivales internos.

Nueve frentes electorales tendrán competencia interna, alguna más atractiva que otra, mientras que 12 espacios presentaron listas únicas, para totalizar una oferta de 43 nóminas de precandidatos a concejales. Para seguir en carrera, deberán obtener por lo menos el 1,5% de los votos del padrón.

La profusa y variada oferta electoral replica la fragmentación política que se vive hoy en el legislativo local, donde las numerosas bancadas cedieron terreno a la proliferación de monobloques.

Cambiemos

El enfrentamiento interno que a priori asoma como el más interesante pasa por Cambiemos donde, pese a los esfuerzos y los lineamientos que bajaron desde Buenos Aires para conformar una lista de unidad, se enfrentarán el actual diputado provincial Roy López Molina versus la legisladora nacional Ana Laura Martínez. Aunque ambos candidatos le bajen el tono a la disputa, lo que se dirime en esta elección es quién queda mejor parado para competir por la intendencia en 2019. Como dato saliente, ninguno de los dos completará el cargo para el cual habían sido electos en 2015, y en el caso de Martínez sería el segundo consecutivo que interrumpe: en 2013 fue electa concejal, pero renunció para asumir como diputada en 2015 y ahora haría lo propio pero a la inversa, dejando la Cámara baja para retornar al Palacio Vasallo.

Acompañan a López Molina el periodista Carlos Cardozo (busca continuar en el cargo) y la contadora Germana Figueroa Casas; en tanto que secundan a Martínez el demócrata progresista Agapito Blanco y la actual edil Renata Ghilotti.

Frente Progresista

En el Frente Progresista, la mayoría de los espacios que lo componen integran la oficialista nómina Adelante, que cuenta con el aval de la intendenta Mónica Fein y del gobernador Miguel Lifschitz y lidera el secretario General de la gestión local Pablo Javkin. En segundo lugar se encuentra la concejala socialista Verónica Irizar, que busca renovar su banca; en tercer lugar figura por el PDP el ex rugbier Lisandro “Lichu” Zeno, pero además la nómina agrupa a dirigentes del SI, GEN y Pares.

Un sector del radicalismo que se referencia en María Eugenia Schmuck iba a participar de este armado, pero rechazaron la cuarta colocación que les fue ofrecida para Sebastián Chale y por ello, el actual edil encabezará la nómina Sumemos por Rosario para dar la pelea interna al oficialismo.

Además, se presenta una lista de Libres del Sur que lleva en primer término a Gabriel Báez. Este sector se integra a la nómina Adelante de diputados nacionales que lidera Luis Contigiani, pero en Rosario optó por una boleta propia.

Frente Justicialista

El justicialismo decidió en su congreso provincial contener a sus sectores internos y que todos aquellos que quieran competir lo hagan por dentro y, salvo contadas excepciones, lo logró: nueve nóminas pugnarán para conformar la lista final.

Allí el ex concejal Roberto Sukerman encabeza, junto a la edil que busca renovar Norma López, la lista Frente Ciudadano por Rosario que se apoya en el liderazgo de la ex presidenta Cristina Kirchner. Misma referencia política que esgrime Sebastián Artola, primer postulante de Victoria Ciudadana.

Además, se presentarán Fernando “Chino” Rosúa del Movimiento Evita (Vivamos Mejor); el secretario general de los trabajadores municipales Antonio Ratner (Trabajando por Rosario); el ex delantero de Newell’s Old Boys Ariel Cozzoni (Un Gol para Rosario), el profesor especializado en la problemática del bullying Arístides Álvarez (Mística Rosario); Esteban Mestre (Nueva Rosario); Gonzalo Miranda (Compromiso con Rosario); y Eduardo Muñoz (Memoria, Verdad y Justicia).

Massismo rosarino

Tras romper con el Frente Progresista, la presidenta del Concejo Municipal Daniela León fue tentada y aceptó formar parte de un armado que replica al impulsado por Sergio Massa en la provincia de Buenos Aires. Así, el Frente Renovador cuyo referente local es Alejandro Grandinetti, sumó a la radical y junto al GEN Rosario presentó su propia nómina. De esta manera, León apunta a renovar su banca en el Palacio Vasallo acompañada por Simón Boffelli (Frente Renovador) y Rodrigo Cerdá (GEN Rosario).

Más propuestas

El edil radical Martín Rosúa aspira a recuperar el protagonismo de la UCR en Rosario y para ello encabezará la lista Lo Primero, que competirá con Darío Fernández, bajo el sello de la histórica lista 3.

En tanto que la izquierda ofrece varias propuestas, con serias chances de engrosar su representación legislativa local o acceder por primera vez al Palacio Vasallo. Ciudad Futura cuenta con tres ediles y con la candidatura de Eduardo Trasante aspira a seguir creciendo. Lo propio para el Frente Social y Popular, que a Celeste Lepratti buscará sumarle a Majo Gerez. En tanto, el Frente de Izquierda y de los Trabajadores postula a Virginia Grisolía, quien en 2015 quedó en las puertas de ingresar al Concejo Municipal.

Otros renombrados dirigentes buscarán obtener buenos resultados por fuera de estructuras tradicionales. Un caso es el veterinario Carlos Cossia que buscará renovar su banca por Espacio Grande; otro el ex director del Pami Rosario Armando Mario Perichón, que se presenta por Unión Celeste y Blanco; o el secretario general de los recolectores rosarinos Marcelo “Pipi” Andrada, con el sello de Campo Popular.

Movimiento de bancas en el Palacio Vasallo

En diciembre finalizará el mandato de 13 ediles, de los cuales tres pertenecen al Frente Progresista Cívico y Social (FPCyS), tres a Cambiemos, dos a 1 Proyecto Santafesino (el armado massista local con el Frente Renovador, el GEN y un sector del radicalismo), un radical y 4 peronistas o aliados (que hoy conviven en cuatro bloques diferentes).

En el FPCyS terminan los mandatos del arista Carlos Comi, Verónica Irizar y Sebastián Chale: estos dos últimos vuelven a postularse y se enfrentarán en las internas.

En el PRO cumplirán su período Carlos Cardozo y Renata Ghilotti, que también buscarán renovar sus lugares y a su vez se enfrentarán en las Paso: Cardozo secunda a López Molina y Ghilotti va tercera en la nómina de Anita Martínez. Como tercera banca en juego se podría contar a Jorge Boasso, que expresa públicamente su apoyo a Mauricio Macri.

En el fragmentado espacio panperonista y sus aliados terminan los mandatos de: Carola Nin (Compromiso por Rosario), Norma López (Frente para la Victoria), Carlos Cossia (Peronismo Solidario) y Lorena Giménez Belegni (PPS).

En este nuevo armado que replica el impulsado por Sergio Massa en la provincia de Buenos Aires, finaliza el mandato de Daniela León, que buscará seguir en el Palacio Vasallo y Diego Giuliano, que va por una banca como diputado nacional.

Por último, termina también el mandato del radical Martín Rosúa, quien intentará renovar.

EDICIÓN IMPRESA

Subir

Diseño y desarrollo Departamento Sistemas Diario EL Ciudadano & La Gente