Ciudad

Bauen Pilay: el reclamo por aumentos llegó a la Justicia

  • image1
    Quienes viven hoy en un Bauen pagan una cuota mensual de 17 mil pesos. Los que están en espera abonan ocho mil.

El reclamo por aumentos abusivos en la cuota que pagan mensualmente los clientes de la empresa constructora Bauen Pilay llegó a los Tribunales de Rosario. Esta semana la Red Argentina de Consumidores presentó una demanda colectiva en representación de 23 mil usuarios del país. En Rosario son 11 mil. Más de mil vecinos hicieron la misma denuncia en la Oficina Municipal de Defensa al Consumidor: Los aumentos superaron el 120 por ciento en dos años, alcanzando los 17 mil pesos mensuales para los que ya viven en los departamentos y 8 mil para los que están en categoría de espera.  Tomando al reclamo rosarino como referencia, un grupo de 50 cordobeses también inició acciones. La demanda judicial pide que la cuota vuelva al índice establecido por la Cámara Argentina de la Construcción (CAC). Es la clave del conflicto. Bauen Pilay hizo un índice propio y cobró un 66 por ciento más, bajo el argumento de que los costos de construcción fueron más altos de lo previsto.

Cláusula

El contrato que firman los clientes con Bauen Pilay, para tener una casa propia, dice que los incrementos en las cuotas son calculados en base al índice difundido mes a mes por la CAC. El documento tiene una cláusula que aclara que en caso de que los costos reales de construcción fueran más altos, la cuota se ajustará.

Desde la empresa, el presidente Javier Vigo Leguizamón dijo que en los últimos dos años hubo un desfasaje del 35 por ciento entre lo que cuesta construir y los índices de la CAC. Entonces ajustaron la cuota con un indicador propio que superó por 66 por ciento el valor de la Cámara. La cuota quedó muy lejos del slogan que promete llegar a la casa propia pagando por mes el equivalente a un alquiler.

Los aumentos se traducen en pagos de ocho mil pesos para los que están en categoría de espera y 17 mil para los que ya tomaron posesión de los departamentos.

Demanda judicial

La acción colectiva fue presentada esta semana en los Tribunales provinciales por los abogados de la Red Argentina de Consumidores Cristian Galindo, Mailén Datri, Carlos Torres e Souza y Miguel Escudero. Pidieron que la Justicia ordene a Bauen Pilay retrotraer las cuotas a los valores de la CAC y devolver el excedente pagado en los últimos años. Según Galindo, representa a todos los clientes que tiene Bauen Pilay en Argentina y no es necesario firmar para ser parte.

“La ley de Defensa al Consumidor y la Constitución avalan a las organizaciones como la nuestra para iniciar acciones de este tipo”, explicó a El Ciudadano.

La demanda se sostiene en tres incumplimientos por parte de la firma. Primero, que no se respetó el índice de la CAC y se aplicó una cláusula abusiva. “Si Bauen argumenta que los costos de construcción fueron más altos, un tercero debía definir el índice y no la misma empresa, que es una de las partes del contrato. Además, debe acreditar esos costos y no lo hizo”, dijo. En segundo lugar, que la firma incumplió con la publicidad que promete tener una casa propia pagando el equivalente a un alquiler porque hoy las cuotas son del doble o el triple. Finalmente, sostienen que no se respetó el acceso a la información porque no dieron a conocer los costos de manera detallada ni avisaron el cambio de índice.

Denuncias

En marzo los clientes de Bauen Pilay se organizaron a través de Whatsapp y en grupos fueron llegando a la Oficina Municipal de Defensa al Consumidor para hacer el reclamo. Según contaron a este diario, desde la primera audiencia piden volver al valor de la cuota ajustada por el índice CAC, que en marzo debía ser de 8.900 pesos para los que pagan cuota de posesión. También reclaman que sólo se siga este indicador y piden el reintegro del excedente abonado en los últimos años. A principios de junio, un primer grupo de 23 clientes cerró un acuerdo pero no trascendió ninguna información. Está sellado bajo una cláusula de confidencialidad.

Días después la empresa hizo una propuesta a otros dos grupos de cien personas. Ofreció bajar la cuota de posesión a 10.800 pesos y ajustar por la CAC durante 24 meses. Desde el mes 25 y hasta finalizar el contrato, propuso sumar cada mes 175 pesos regidos por la CAC. Los dos grupos la rechazaron. Consideraron que en dos años estarán en la misma situación. Desde ese momento no hubo otras ofertas colectivas y la firma ofreció cerrar acuerdos individuales en las oficinas comerciales. Los denunciantes, que ya ascienden a mil, decidieron pedir una audiencia en el Concejo Municipal para dar un debate público.

Pericia contable

En paralelo, el abogado y cliente de la firma, Marcos Peirano, solicitó a la Justicia una pericia contable que determine los costos de construcción de los departamentos. A partir del pedido, Bauen Pilay propuso posponer todas las audiencias de mediación hasta que estén los resultados.

Las denuncias se replican en Córdoba

Tomando como ejemplo la organización de los clientes de Rosario, un grupo de 50 cordobeses inició un reclamo colectivo en Protección Ciudadana, la oficina municipal de defensa al consumidor de Córdoba. Sonia Seia, una de las demandantes, contó a este diario que pedirán un estudio contable a alguna de las universidades de la provincia. Agregó que desde que empezaron a organizarse reciben llamados de la compañía ofreciendo acuerdos individuales. El grupo organizará una movilización frente a las oficinas de la compañía en las próximas semanas.

Sonia entró a vivir en 2014 a una de las torres de Regam Pilay (el nombre de la firma en Córdoba). La primera cuota que pagó fue de 3.900 pesos. Tres años después, el recibo de agosto llegó por 15.300. Según contó, la cuota supera el sueldo que cobra como trabajadora en el Estado. Es psicóloga y vive con el marido y el hijo en uno de los 12 edificios que la compañía construyó en la capital cordobesa.

EDICIÓN IMPRESA

Subir

Diseño y desarrollo Departamento Sistemas Diario EL Ciudadano & La Gente